«Hace falta un seguro de desempleo»

El impacto de la crisis económica internacional reubicó en el centro del escenario los temores respecto a la reducción de los niveles de ocupación y la intensidad que tendrá la puja salarial en el país. De acuerdo a la opinión de Víctor Beker, director del Centro de Estudios de la Nueva Economía de la Universidad de Belgrano, “la principal preocupación en la disputa entre empresarios y trabajadores deberá ser la preservación de los puestos de trabajo”. Entrevistado por Comercio y Justicia, el economista consideró que “es necesario” un seguro de desempleo en el país, al tiempo que estimó que el índice de desocupación puede crecer en 2009 hasta el 10%.

¿Qué análisis realiza respecto a la puja salarial de este año, que ya se está manifestando entre trabajadores y empresarios?

– En primer término, hay que tener en cuenta el calendario de vencimiento de los convenios colectivos de trabajo. En febrero hay que renovar solamente los vinculados a los sectores del calzado, a los docentes y a los estatales de la provincia de Buenos Aires. Todos las negociaciones este año -y más aún las primeras- se darán en el marco de una recesión muy grande a nivel internacional, que está impactando en el país. En ese sentido, la preservación de los puestos de trabajo deberá ser la primera preocupación en esta discusión entre trabajadores y empresarios. Estimo que las negociaciones tenderán a un punto de encuentro entre cierto aumento de los salarios, a cambio de un compromiso de no realizar despidos. Más allá de las cosas que se están diciendo, seguramente habrá una negociación entre esos dos extremos.

¿Serán necesarias medidas aún no tomadas en nuestro país, como pueden ser los seguros de desempleo?

– Los seguros no sólo son claramente viables y posibles en nuestro país, sino también necesarios. Argentina necesita contar con una red de seguridad para que, quienes se queden sin trabajo, puedan tener una contención. En ese sentido, un régimen de seguros de desempleo es un desafío para el Gobierno, que aún no lo ha afrontado. Más aún en un país que tiene casi un 50% de empleo en negro, una situación que profundiza la necesidad de una medida de este tipo. La mayoría de los países europeos tienen seguros de desempleo y en nuestra región aparece, por ejemplo, en Chile. Esto nos permitiría no repetir la experiencia de la década del 90, donde millones de personas quedaron sin empleo, además sin ningún tipo de contención efectiva.

¿Estima un crecimiento del desempleo durante 2009?

– El índice de desocupación seguirá creciendo en forma moderada, como lo viene haciendo desde el segundo semestre del año pasado. A partir del conflicto con el campo y de la irrupción de la crisis global, ha habido una pérdida regular de puestos de trabajo. Este año podemos esperar que el desempleo crezca, quizá hasta ubicarse en un 10%.

Muchas veces se compara esta crisis con la atravesada en 2001. ¿Existen semejanzas entre estos dos momentos?

– No hay punto de comparación entre la crisis de 2001 y la situación que atravesamos actualmente. Hoy podemos afrontar la situación de otra manera, pero a pesar de eso, hace falta una dosis importante de pruden

Artículos destacados