El Concejo Deliberante, cerrado por inundación

ASUETO. El riesgo de electrificación, clave para la decisión.

El viceintendente de la ciudad de Córdoba, Daniel Passerini, decretó asueto administrativo para hoy en el edificio del Concejo Deliberante, luego de que se inundó a causa de las fuertes lluvias que se abatieron en la capital durante este fin de semana. De acuerdo con lo informado por fuentes del cuerpo deliberativo, el agua ingresó a los pasillos de la planta baja, las oficinas cercanas y el frente de ingreso al recinto.
De esta manera y hasta tanto terminen las tareas de secado y cese el riesgo de electrificación, la máxima autoridad del cuerpo decidió que este lunes no se abran las puertas de ese lugar.
Al parecer, no sólo la gran cantidad de agua que cayó fue el detonante sino también la obstrucción de dos desagües que posee el edificio y que provocaron que se inundara hasta el propio lugar de
sesiones.
La intención del Ejecutivo municipal es que el Concejo Deliberante tenga “plena actividad” durante enero. De hecho, el propio intendente Martín Llaryora dispuso por Decreto habilitar el período de sesiones extraordinarias del cuerpo hasta el lunes 3 de febrero.
De acuerdo a datos a los que tuvo acceso Comercio y Justicia, más allá del paquete de proyectos económicos que se votó el viernes y que en definitiva serían las iniciativas claves de la gestión, en esta primera instancia, aún quedan tratar numerosos temas, entre ellos varios acuerdos que se firmarán con el gobernador Juan Schiaretti, en línea con los ya votados, entre ellos el vinculado a la cesión de la concesión a Aguas Cordobesas a la comuna y también la adhesión al denominado Monotributo Unificado Córdoba (MUC).

Artículos destacados