Duro discurso de Moyano: “No nos podemos volver a equivocar en las elecciones”

En clave de campaña, buscó sumarse a los reclamos de jubilados y de algunos gobernadores.

Plantado cada vez más claramente como opositor, el líder de la Confederación General de Trabajo (CGT) Azopardo, Hugo Moyano, celebró el Día de la Lealtad peronista con un acto en el cual lanzó duras críticas al Gobierno nacional y buscó tender puentes hacia otros actores, entre ellos los gobernadores y los jubilados nacionales. Pidió también a los gremios afines que no voten por el candidato del oficialismo.

“Este gobierno hace todo lo contrario a lo que hacían Perón y Eva Perón. Por más que pongan la foto, sabemos que el peronismo está en los trabajadores”, lanzó Moyano desde un atril montado en la puerta de su CGT, ante poco más de 10.000 personas.

Entre sus reclamos mencionó la universalización de las asignaciones por hijo, la eliminación del impuesto a las Ganancias para los trabajadores, un aumento “urgente” de las jubilaciones mínimas, la discusión de una nueva coparticipación federal y los reintegros a las obras sociales por prestaciones de alta complejidad.

“La inmensa mayoría de la sociedad está de acuerdo con estos reclamos. Como camionero le digo a la señora Presidenta que mire para adelante, que no mire por el espejo retrovisor si no se puede llevar puesto a alguno”, aconsejó.

“Este país, esta Patria y este pueblo ha decidido después del 17 de octubre de 1945 que no aceptaremos más que se hagan leyes en contra de los trabajadores”, opinó el lider camionero, tras lo cual anticipó que dará “pelea en el terreno que sea necesario” para evitar la aprobación del proyecto de ley del oficialismo que busca modificar ley de accidentes de trabajo, que ya se discute en Diputados. Ese proyecto fue el que motivó esta semana los duros cruces entre él y su exaliado, el diputado y abogado de la CGT, Héctor Recalde. En su breve pero duro discurso, Moyano auguró también un voto anticristinista de los gremios que lo apoyan. “Los trabajadores tenemos un instrumento fundamental de la democracia y cuando tengamos que volver a elegir quién conducirá las riendas del país no nos podemos volver a equivocar”, exhortó. “Nosotros vamos a encauzar, si es posible, el voto de los trabajadores para lograr el objetivo de que este país merezca ser vivido por todos los argentinos”, adelantó.

En busca de aliados

Moyano buscó en su discurso tender puentes hacia dos sectores: los jubilados y los gobernadores. “La movilidad jubilatoria fue una ley mentirosa”, evaluó. “Lo único que ha hecho fue retrasar los salarios de los jubilados” agregó. “Es hora que el gobierno dé un aumento de emergencia, no se puede vivir con 1.830 pesos por mes. Ahí debería poner la sensibilidad el Gobierno nacional, sin embargo no lo hace”, sostuvo.

Asimismo, advirtió que la Nación “se queda con el dinero de las provincias” y que “es necesario” que se discuta una nueva ley de coparticipación. “Muchos gobernadores desearían estar acá presentes para cumplir con Perón, pero no pueden hacerlo porque seguramente le cierren el grifo y les hacen pasar hambre a sus pueblos”, consideró.

Recalde, cauteloso

– El diputado oficialista Héctor Recalde aseguró ayer que sigue siendo “un defensor del trabajador”, en réplica a la acusación de “servil al poder” que le lanzó Hugo Moyano, y confirmó que ya no pertenece a la CGT que conduce el camionero.

– “No voy a personalizar la discusión, estoy mostrando los hechos: ‘por sus frutos los conoceréis”, aseveró en clave bíblica.

Artículos destacados