Comunicados desde adentro

Si todas las organizaciones tienen comunicación interna y, además, ésta se presenta de un modo natural, ¿cuál es entonces la necesidad de profesionalizarla? “No hay sólo una respuesta, sino muchas, y a todas las podríamos resumir con un término: identidad”, explicó a Comercio y Justicia Mariano Mariano Wiszniacki, socio de la consultora Semios Comunicación Estratégica.

– ¿De qué se trata la “profesionalización” de la comunicación interna?
– La gestión de la comunicación interna exige, en primer término, organizar, dar coherencia a los diferentes lenguajes y formas discursivas que atraviesan a una organización. Una gestión profesional de la comunicación interna no supone crear y desarrollar productos como house organ, intranet o buzones de sugerencias, sino saber, reconocer cuáles son las estrategias que más le convienen (y le son menos costosas) a la organización-empresa-institución con la que se trabaja.

– ¿Y cuáles son los principales pasos para profesionalizar este tipo de comunicación?
– Primero, realizar un buen diagnóstico, trabajar sobre las formas y estilos que la organización ya utiliza; es decir, no “inventar la pólvora” cuando se propone la planificación de lo que se hará. Luego, contar con el aval real de la gerencia, consejo de administración o director de la organización para implementar cambios. Tercero, tener paciencia. Los cambios no se logran sin cierta resistencia-reticencia de parte de los miembros de una organización. Cuarto y fundamental, ser inclusivos. Una estrategia comunicacional no funciona sino se trabaja con todos los sectores involucrados. Escuchándolos y sumando sus sugerencias y no emitiendo un mensaje lineal, bajado al ‘modo orden’. La clave de la comunicación interna está en generar sentido de pertenencia, ayudando a construir un buen clima de trabajo. No se trabaja en buen clima (y esto es una verdad de perogrullo) si se trabaja incómodo, molesto o bajo decisiones no argumentadas.

– ¿Qué herramientas concretas se utilizan para mejorar la comunicación?
– Herramientas existen muchas: la revista interna (comúnmente conocida como house organ), la intranet, un buen desarrollo de cartelería y señalética interna, las carteleras de avisos, el mail o buzón de sugerencia, las reuniones multisectores. Luego hay otras que son herramientas que sirven para gestionar la comunicación interna. Aquí me refiero a algunos tipos de evaluaciones que se utilizan comúnmente en la gestión de los recursos humanos, como encuestas de clima o evaluaciones 360, en la cual aquellos con responsabilidades de mando o grupales son evaluados por su equipo y así sucesivamente.
Pero de todos modos, la mejor herramienta sigue siendo la misma de siempre para la comunicación: el oído. No hay nada mejor que escuchar, y aquí me refiero a intentar comprender las necesidades de comunicación que tienen los integrantes de una organización. Esto debe incluir, no sólo al personal, gerentes, directores y consejo de administración, sino también a los proveedores con los que esa organización trabaja. La gestión de la comunicación interna es inseparable de la externa.

– ¿Qué ventajas tiene una empresa que decide mejorar su comunicación interna?
– El conocimiento que tiene la gerencia o consejo directivo de los miembros de la organización. Esto facili

Artículos destacados