Abogados buscan ampliar el ámbito de mediación a los conflictos públicos

Ampliar los ámbitos adonde llega hoy la mediación en Córdoba, superando el circuito judicial para abarcar sus efectos sobre todo tipo de conflictos públicos, es uno de los objetivos que impulsará a partir de hoy la nueva directora de la Sala de Mediación del Colegio de Abogados, Sonia Zilberberg, designada por la recién asumida gestión de Cristina Curtino en la entidad profesional.

“Es necesario trabajar la mediación en el espacio público. Nosotros estamos agobiados de invasión del espacio público por los conflictos. Creo que sería bueno que empezara a actuar un equipo de mediadores preparados para prevenir y/o desactivar esos conflictos”, planteó Zilberberg, una de las primeras mediadoras de la provincia (matrícula Nº 22), con amplio currículum en la actividad.

Para graficar la alta incidencia de la conflictividad social en los espacios públicos en el país, basta refrescar el registro que llevó adelante el Centro de Estudios Nueva Mayoría. En 2008 relevó 5.608 cortes “como expresión de protesta”, una cifra que supera ampliamente la registrada durante la crisis de 2001 y 2002. Los sectores agropecuario y transportista anotaron el más alto índice.

En Córdoba, disputas como las que mantienen los sindicatos de empleados públicos (SEP, Suoem) con los gobiernos provincial o municipal, hasta disputas vecinales o enfrentamientos escolares, podrían también ser abordados desde la mediación.

Nuevas Medidas de Aislamiento/Noviembre

Aunque recién asume, la abogada está organizando las actividades de la Sala y no descartó que desde el Colegio se puedan llegar a conformar equipos para desactivar conflictos públicos, como ya se han implementado en Bolivia o Nicaragua, incluso con participación de mediadores argentinos.

“La mediación no es sólo una forma alternativa de resolución de conflictos dentro del ámbito judicial, sino que es una escuela de vida; es un nuevo paradigma en la forma de convivir”, subrayó a Comercio y Justicia quien fuera coordinadora de los Centros de Mediación en los CPC durante la intendencia de Germán Kammerath.
Asimismo, proyectó la posibilidad de una sociedad menos violenta e individualista si se propagan los efectos educativos de la mediación, donde se pueda “prevenir, desactivar y resolver los conflictos, como así también comprender qué le está pasando al otro”.

Finalmente, reconoció que se ha avanzado en mediación judicial pero “aún hay mucho para hacer en la mediación extrajudicial”.

Avances: “Creo que puede ser util en el fuero penal”

Distintos estudiosos de la mediación plantean desde hace tiempo la necesidad de instaurar la mediación en el ámbito penal. Consultada al respecto, Zilberberg acordó con esa corriente.

“La mediación en el ámbito penal podría ser beneficiosa porque la víctima es, por lo general, a quien no se oye; quizás, si ésta encuentra algún motivo para comprender al victimario, el dolor puede ser un dolor sin bronca, un dolor derivado de la comprensión”, dijo.

&l

Artículos destacados