Ratazzi: Las ventas locales están mucho mejor de lo que pensamos

El presidente de Fiat Argentina, Cristiano Ratazzi, consideró que la venta local de vehículos se encuentra “mucho mejor de lo que pensamos” a principios de año, al comienzo de la crisis internacional. “El mercado interno anda bien y el mercado brasileño muy bien”, evaluó el empresario, quien confirmó que en julio, por tercer mes consecutivo, la planta de Ferreya producirá 8.000 vehículos. Frente a este panorama, Ratazzi evaluó que la fábrica está “cerca” de incorporar un segundo turno de trabajo.
“Cuando se pensaba en el mercado nacional, a principios de año, cualquiera de los miembros de Adefa hubiera firmado por vender 400 mil autos frente a los 600 mil del año pasado. Actualmente tenemos un mercado de 500 mil vehículos. Estamos mucho mejor de lo que pensamos, sólo 15% abajo en relación con el año pasado”, explicó Cristiano Ratazzi, quien ayer participó del II Coloquio organizado por la Unión Industrial de Córdoba.

Según las datos de la Asociación de Concesionarios de Automotores (Acara), el año pasado se vendieron en el mercado interno 610 mil vehículos y en 2007, 568 mil. De esta manera, la estimación de colocar 500 mil unidades este año, en la cual coinciden tanto fabricantes como concesionarias, se ubicaría como la tercera mayor cifra de ventas en el país, superiores al resto de las perfomances de la década.
“Hoy Fiat Auto en Ferreyra está en el récord de producción. Este mes salimos con 8.000 autos, y desde mayo, hace tres meses, somos los primeros productores de autos de Argentina”, indicó Ratazzi.

Tal como indicó el empresario, desde mayo la planta de Fiat en Ferreyra roza una producción de 8.000 vehículos por mes, una cifra que no se dio en todo el año pasado, cuyo pico ocurrió en octubre, con 4.400 unidades. De hecho, la fábrica mostró un ascenso muy importante y constante desde principios de este año, cuando arrancó con una producción de 1.418 vehículos en enero y 2.700 en febrero.
De acuerdo a la valoración del empresario, la buena producción de la planta de Fiat se debe a la auspiciosa perfomance del mercado brasileño, sostenido por las medidas financieras e impositivas impulsadas por el gobierno de Lula Da Silva. También influyen positivamente el buen nivel de precios de algunos commodities, como la soja, lo cual determina según el empresario una importante diferencia con la crisis de 2001.

Para los próximos meses, Ratazzi estimó que la planta deberá incorporar un segundo turno de trabajo, puesto que actualmente funciona con uno solo. “La fábrica está funcionado a full actualmente, no tienen mucha capacidad para hacer otra cosa. El segundo turno podría largarse cuando el mercado lo diga y estamos cerca”, calculó, al tiempo que reconoció que “hay faltantes de autos Fiat en los mercados, no sólo en el argentino”.
De todas maneras, reconoció también que la incorporación de un nuevo turno podría generar “faltantes” de insumos en la fábrica. “Si pasamos de 350 a 400 vehículos por día podrían empezar a faltar piezas, porque también los proveedores tienen presión”, explicó el empresario.

Chrysler
<

Artículos destacados