Proponen cupo fiscal para apoyar a firmas exportadoras de servicios

La ministra de Industria, Débora Giorgi, presentó ayer el anteproyecto sobre un nuevo régimen de Exportación de Servicios Profesionales y Técnicos, que contará con un cupo fiscal de 200 millones de pesos anuales. La funcionaria dio a conocer la iniciativa durante una reunión que mantuvo en su despacho con el presidente de la Cámara de Comercio de los Estados Unidos en Argentina, Alejandro Díaz.

Giorgi explicó que, mediante la ley, se busca crear un cupo fiscal anual de 200 millones de pesos, con un porcentaje mínimo exclusivo para las pymes. En 2009 el sector de servicios profesionales y técnicos generó, en conjunto, exportaciones por más de 5.000 millones de dólares.

Las actividades que el proyecto prevé favorecer en primera instancia son servicios contables, administrativos, legales, de ingeniería y arquitectura, diseño gráfico e industrial, investigaciones clínicas, análisis y diagnóstico farmacológico, servicios de investigación científica y desarrollo tecnológico, servicios de consultoría en informática y suministro de programas de informática, y servicio de soporte a distancia de IT.

Los beneficios previstos incluyen, entre otros, tomar a cuenta del impuesto a las ganancias las retenciones hechas por fiscos extranjeros en concepto de tributos análogos originados en la exportación de los servicios promovidos.

También establece un bono de crédito fiscal intransferible equivalente a las sumas pagadas en capacitación de recursos humanos, el que podrá ser utilizado para cancelar contribuciones a la seguridad social.

Artículos destacados