Normalizan deuda con 92% de bonistas defaulteados en 2002

Ahora resta esperar el impacto en el financiamiento externo para los sectores público y privado. Avanzarán con el Club de París

Tras 45 días de trabajo, con una aceleración de la crisis europea en el medio, finalmente el Gobierno nacional anunció que 66% de los bonistas se adhirió a la propuesta de canje de deuda realizada por Argentina, lo que implicó que ingresaron 12.000 millones de dólares a la operación.

Esto significó, entonces, que 92,4% de los acreedores de la deuda defaulteada en 2002 aceptaron las condiciones de renegociación propuestas por el Ejecutivo en sus dos etapas (en 2005 y 2010).

Sólo no ingresó al canje un minúsculo grupo de bonistas minoristas y la totalidad de los fondos buitres, que apostaron al litigio.

“Lo importante de este trabajo, que se hizo en dos etapas, es que 92,4% de los acreedores de Argentina han ingresado al canje y el volumen de la deuda ha caído 75,06%”, señaló el ministro de Economía, Amado Boudou, al dar a conocer el resultado de la segunda etapa de la operación, que cerró el martes pasado.

Al comienzo del canje el Gobierno dijo que esperaba una adhesión de 60%, una expectativa luego superada por el resultado final. De todas maneras, el mercado anticipó una aceptación mayor -del orden de 75%-, finalmente no alcanzada por el desmejoramiento de las condiciones externas a raíz de la crisis europea.

Justamente con respecto al contexto internacional en el que se llevó adelante la operación, Boudou admitió que se hizo con “mucha pericia técnica y corazón”, teniendo en cuenta “el colapso del euro, la volatilidad de las bolsas del mundo, la caída global del empleo y el freno súbito de todas las operaciones financieras”.

En cuanto a la cantidad de presentaciones, Boudou señaló que “hemos superado en 10% lo que esperábamos”, aclarando además que ingresó 100% de los tenedores mayoristas, 75% de los minoristas italianos y 36% del resto de los minoristas.

El ministro añadió que el hecho de que no haya ingresado ningún “fondo buitre” “significa que la propuesta está lejos de ser un regalo”.

La carga adicional de la operación para el presupuesto del año que viene rondará 365 millones de dólares, en tanto que será de 371 millones de dólares para 2012, según especificó el funcionario.

Club de París y emisión
En el marco del anuncio del resultado del canje de deuda, el ministro de Economía garantizó ayer que el Gobierno asumirá la deuda con el Club de París “en el momento que más le convenga al país”. De acuerdo con su análisis, “claramente tenemos que seguir resolviendo cosas” antes de llegar a un acuerdo definitivo con ese grupo de países europeos.

El ministro descartó también una nueva emisión de deuda, tal como se especuló cuando se puso en marcha la operación de canje. “Tenía como objetivo marcar una menor tasa de interés para los privados”, explicó el funcionario, y agregó: “Por lo que está pasando en el mundo, emitir deuda a tasas menores de un dígito se ha puesto difícil”.

Repercusiones

– El titular de la UIA, Héctor Méndez, calificó como “positivo y exitoso” el resultado del canje y estimó que “mejorará el acceso al crédito y bajará las tasas” para las empresas que quieran financiarse.

– Por su parte, Miguel Kiguel, de Econviews, consideró que el resultado de la operación fue razonable. “El canje significaba despegar a Argentina de los países más riesgosos, teniendo en cuenta que los números de la economía local son relativamente buenos”, añadió.

– Para Daniel Artana, de FIEL, el canje “funcionó razonablemente bien”, pero “no cambia nada” en la economía del país.

Artículos destacados