La reactivación de finales de 2009 sacó de la pobreza a 34 mil capitalinos

La crisis internacional que se inició en la segunda mitad de 2008 provocó una desmejoría de la situación social, lo que en varios lugares profundizó la pobreza y la indigencia y en otros impidió la mejoría de los indicadores. Pero de acuerdo con los últimos datos oficiales divulgados ayer, en la provincia se produjo en el segundo semestre del año pasado una importante recuperación, pues cerca de 34.000 habitantes de la ciudad capital dejaron de ser pobres en 2009. Esta mejoría coincidió con la tendencia que se dio en el país, donde el índice de pobreza también se redujo -de acuerdo con las cifras públicas- y bajó a 13,2%.

El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) difundió ayer los datos sobre pobreza e indigencia en las principales ciudades del país, relativos al segundo semestre de 2009. Según las cifras del organismo, en el Gran Córdoba se produjo una importante reducción de la pobreza en el último año, pues la cantidad de personas en esa condición se redujo de 12,7% de la población a 10,1%.

Esta caída indicó que, al compás de la recuperación de la crisis que se dio en la segunda mitad del año pasado, 34.000 cordobeses dejaron de ser pobres y pueden acceder a la Canasta Básica Total que elabora el Indec, que incluye bienes y servicios. Pero también significó que casi 132.000 capitalinos todavía se mantienen en esa condición, una cifra aún importante para una ciudad que cuenta con más de 1,3 millones de habitantes.

No sucedió lo mismo con la indigencia que, aunque con altibajos, se mantuvo a lo largo de 2009 en torno al 3,5%, lo que significa que alrededor de 45.000 habitantes del Gran Córdoba no cuentan con los ingresos suficientes para acceder a la Canasta Básica Alimentaria que elabora el Indec.

También en Río Cuarto -otra ciudad de la provincia relevada por el organismo- se registró una importante mejoría: la pobreza se redujo de 6,2% a 4,7% a lo largo de 2009, lo que implicó que 3.500 habitantes dejaron esa condición. Por su parte, la indigencia se mantuvo en el orden de 2,3% y afectaron a otros 3.500 riocuartenses a finales de 2009.

La recuperación de estos indicadores sociales en Córdoba también puede ser dimensionada a través de la comparación con Santa Fe, un distrito similar. En la provincia vecina no se produjo una mejoría, sino que la pobreza y la indigencia se mantuvieron en valores similares a lo largo del año, 10,4% y 16,6% respectivamente, bastante por encima de los de Córdoba.

Las cifras del país
La crisis internacional impactó en el país fundamentalmente a finales de 2008 y durante la segunda mitad de 2009, lo que produjo un freno en la actividad industrial y en el consumo. Pero durante el segundo semestre del año pasado los indicadores macroeconómicos comenzaron a mostrar una mejoría y, de la mano de la fuerte intervención estatal y de la optimización del contexto internacional.

En ese marco, el Indec informó que la pobreza se redujo casi dos puntos porcentuales a lo largo de 2009, pues pasó de 15,3% a 13,2% -considerada en términos de personas en esa condición. Más allá del debate acerca de una disminución de la pobreza en medio de una profunda crisis, el organismo reconoce que si bien se mantiene la tendencia a la baja iniciada en 2003, el ritmo de caída se redujo mucho el año pasado.

De todas maneras, las cifras de consultoras privadas se ubican bastante por encima del organismo -en torno a 30% de población bajo la línea

Artículos destacados