La actividad de la construcción mostró una fuerte retracción

La actividad de la construcción creció en mayo un 5,8 por ciento respecto a igual mes del año pasado y mostró así una fuerte desaceleración respecto a los primeros meses del año.
Efectivamente, el aumento registrado por el Indec en el quinto mes del año fue tres veces inferior al alcanzado en abril último. Con todo, la actividad mantiene una buena performance en lo que va del año con un alza del 12,1 por ciento respecto al mismo período del año anterior.

Asimismo, el Indicador de Coyuntura de la Actividad de la Construcción (ISAC) mostró una baja del 3,3 por ciento con relación al mes inmediato anterior. La desaceleración de la actividad reflejada claramente en los números de mayo se complementa con un aumento en el precio de los diferentes insumos que se tienen en cuenta para la elaboración del indicador.
En ese marco, los ladrillos huecos incrementaron su valor un 31 por ciento; el hierro redondo para hormigón, el 14,3 por ciento; los pisos y revestimientos cerámicos, el cuatro por ciento, y las pinturas para construcción, el 2,3 por ciento.

Artículos destacados