Julio Cobos definió el rechazo al proyecto oficial

El Senado rechazó finalmente esta madrugada el proyecto de ley de retenciones móviles luego de una ajustada votación en la que debió definir el vicepresidente Julio Cobos, quien se pronunció por la negativa.
La iniciativa, que contaba con media sanción de Diputados, fue avalada por 36 votos a favor e igual cantidad de sufragios en contra del proyecto oficial. En ese marco, el titular del Senado, luego de convocar a una nueva votación en la que se mantuvo la paridad, debió hacer uso de su voto que finalmente resultó contrario al proyecto.
La resolución del debate derivó en moderados festejos por parte de los legisladores opositores.
La situación fue diferente en el caso de las entidades rurales que aguardaron expectantes en la zona de Palermo el final del debate. Finalizada la votación, los dirigentes manifestaron su conformidad con la posición de Cobos.

La Mesa de Enlace se reunirá esta mañana para delinear los pasos a seguir.
La votación en el Senado que se presumía apretada en las horas previas, confirmó los pronósticos de final abierto.
Tal como se había indicado, la sesión se inició pasadas las 10 de la mañana con una larga lista de oradores, quienes argumentaron a favor y en contra del proyecto oficial casi por igual.
No obstante, la paridad entre las fuerzas pareció definirse minutos antes de las 9 de la noche cuando el senador por el PJ de Catamarca, Ramón Saadi, hasta entonces “indeciso”, se manifestó a favor de las retenciones móviles.
De todas formas, aún quedaba pendiente la posición del senador santiagueño por el “radicalismo K”, Emilio Rached, quien mantuvo hermetismo sobre su postura hasta el momento mismo de la votación.

En esa instancia y sobre el filo de las cuatro de la mañana, Cobos convocó a votar y el empate en 36 dejó al descubierto la posición de Rached en contra de la iniciativa oficial.
En ese marco y previo a definir su postura, el Vicepresidente hizo uso de la palabra. “Acá está el país partido”, admitió al tiempo que reconoció que se trató del “día más difícil” de su vida.
“Seguramente no traerá la solución que todos esperan”, señaló en torno a su postura y la del proyecto oficial y admitió tener “contradicciones”.
El reclamo de cuarto intermedio para consensuar el proyecto no tuvo eco entre los senadores, por lo que Cobos debió votar. Luego de considerar que no ponía en riesgo la situación institucional del país, se pronunció por la negativa y aseguró que continuará acompañando en su cargo a la presidenta Cristina Fernández.
“La historia me juzgará. Es necesario un proyecto que solucione el conflicto”, concluyó.
Previo al conteo de votos, los representantes cordobeses habían hecho uso de la palabra y justificado sus posiciones.

Urquía, a favor pero en contra

El senador cordobés del FPV, Roberto Urquía, avaló el esquema de móvil, aunque justificó su voto en contra al enumerar diferentes falencias del proyecto oficial.
“Soy partidario de las retenciones móviles, pero ojo, con la progresividad”, señaló y abundó en que las actuales alícuotas restringen los mercados a futuro al hablar desde su banca pasadas las 5 de la tarde.
También se manifestó por corregir las compensaciones en determinadas

Artículos destacados