Inversores se quedarán hasta con 70% de plusvalía en desarrollos concertados

El proyecto de concertación público-privada que el Ejecutivo municipal presentará hoy al bloque del Frente Cívico en el Concejo Deliberante, otorgará hasta el 70 por ciento de la plusvalía que se genere por los nuevos desarrollos inmobiliarios a los inversores que impulsen esos emprendimientos.
Así lo confirmó a Comercio y Justicia el secretario de Desarrollo Urbano, Daniel Rey, quien hoy al mediodía será el responsable de explicar a los ediles oficialistas los alcances de la iniciativa.
En tanto, también quedó definido que los responsables de determinar el monto de esa plusvalía serán técnicos del Instituto de Formación y Administración Pública de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) especialmente contactados para esa tarea.
La decisión apunta a despejar suspicacias sobre la determinación de esos valores y de esta manera dotar al cálculo de una objetividad que no alcanzaría en caso de ser los propios funcionarios del Ejecutivo quienes realizaran esa operación.
El porcentaje de plusvalía, al igual que el cálculo de ese valor, son claves en el texto de la ordenanza y otorgan certidumbre a los desarrollistas interesados en acceder al mecanismo, según admitió Rey.
La iniciativa, uno de los principales ejes de campaña del intendente Daniel Giacomino, apunta a flexibilizar las normativas de uso de suelo en aquellos casos en que el Ejecutivo considere que un proyecto inmobiliario amerita violentar la legislación vigente, tanto en altura como en ocupación de suelo.
En caso de considerar pertinente el proyecto, el paso siguiente es determinar el supuesto valor, ganancia o plusvalía que le genera al desarrollista la superficie extra que puede edificar en función de la normativa base de uso de suelo.
Ese valor o plusvalía que es el que determinará la UNC, es compartido entre el municipio y el privado en un porcentaje que, para el desarrollista, podrá variar entre el 50 y el 70 por ciento.
En rigor, el monto que le corresponda al Municipio no será girado como dinero en efectivo sino que deberá ser destinado a obras públicas cuyas características y ubicaciones serán resueltas oportunamente por profesionales de la comuna, según se informó oportunamente.
Del 70 al 50
El beneficio para los desarrollistas oscilará entre el 50 y el 70 por ciento de las ganancias extras que genere la inversión.
“El piso del 50 por ciento será para el caso en que las obras públicas que concertemos con el privado para afrontar por la excepción a la norma de construcción, se realicen al mismo tiempo que el desarrollo inmobiliario”, ejemplificó Rey. Por el contrario, si encara esas obligaciones previamente a iniciar su emprendimiento, el beneficio podría alcanzar hasta el 70 por ciento de la plusvalía.
En cuanto a las obras públicas a encarar por el inversionista, serán determinadas por el propio municipo en función de diferentes parámetros.
El proyecto de concertación público-privada apunta a desarrollar sectores como la vera del río Suquía y la zona de barrio Güemes, áreas cuya normativa de uso de suelo no permite en algunos casos alturas u ocupación de superficie acorde con algunos potenciales emprendimientos.

Ex papelera
Además de los ya conocidos de Capitalinas, Edisur en el Parque de la Vida, Roggio en el Parque Las He

Artículos destacados