Giacomino reflota fondeo con Banco Nación por $70 millones

La Municipalidad de Córdoba activó en las últimas horas las gestiones para lanzar un fideicomiso por $600 millones destinado a obra pública en la ciudad.
La emisión, que estará garantizada por el denominado Fondo de Obras Públicas (FOP) sancionado oportunamente por el Concejo Deliberante, apuntará a obtener en primera instancia un tramo de $70 millones que, según confiaron a Comercio y Justicia fuentes del Ejecutivo, debería ingresar a las arcas comunales “antes de fin de año”.
La intención oficial es reflotar el fondeo y darle impulso a obras menores en presupuesto aunque no en cantidad. Los fondos, tal como se había indicado oportunamente, estarán destinados a trabajos de cordón cuneta, alumbrado y desagües, entre otros proyectos en carpeta.
Asimismo, se buscará contar con fondos propios para poder avanzar con determinados trabajos y de esta forma complementar los envíos del Gobierno nacional que hasta ahora se han centrado en obras de mayor envergadura.

Las gestiones ante Nación Fideicomisos (brazo específico del Banco Nación) son encabezadas por el secretario de Economía, Miguel Pozzolo. Fuentes consultadas admitieron que para la emisión aún resta la calificación del Municipio por parte de alguna entidad especializada. De esa nota dependerá en parte la tasa que deberá pagar la Comuna y que, junto con los plazos, son los puntos pendientes de negociar.
La puesta en marcha de un fideicomiso para fondear obras públicas había sido anunciada por el intendente Daniel Giacomino incluso en la campaña electoral previa a su elección y fue activada a poco de asumir. No obstante -y pese a avanzar con Nación Fideicomisos en la documentación exigida para la emisión-, el desarrollo quedó congelado.
El parate coincidió en parte con el procesamiento de Néstor Ulloa, titular de Nación Fideicomisos, a raíz del denominado caso Skanska. Ulloa era uno de los contactos en la entidad, por lo que su alejamiento enfrió el arranque de la herramienta.

También talló, aunque más tarde, la debacle financiera global y el encarecimiento del costo del dinero.
Ahora, y con estimaciones de un horizonte que promete un leve repunte para el cierre del año, el fideicomiso vuelve a ser alternativa.

Artículos destacados