Empresarios camioneros no creen que sea viable el uso de los bitrenes

Explicaron que el decreto firmado por la Presidenta está descontextualizado y llega a destiempo. Señalan que, con una caída en la actividad de entre 30 y 40% interanual, el sector no está en condiciones de invertir para reconvertir la flota

La Cámara Empresaria del Autotransporte de Cargas de Córdoba (Cedac) consideró de aplicación inviable al decreto firmado ayer por la presidenta Cristina Fernández que autoriza la circulación de camiones con semirremolques biarticulados en las rutas nacionales -algo solicitado por los empresarios industriales como herramienta para abaratar los costos logísticos-.

Así lo expresó a Comercio y Justicia el gerente de la entidad, Rolando Pérez, quien sintetizó que la iniciativa está fuera de tiempo y descontextualizada. “Se hace referencia a un proyecto de inversión que nada tiene que ver con la realidad económica del sector. Además, no hay la infraestructura necesaria ni la conducta vial ni la responsabilidad empresarial que hace falta para implementar el uso de los bitrenes”, indicó el empresario.

Al hacer referencia a la inversión, Pérez remarcó que los bitrenes -vehículos modulares consistentes en un tractor primario o camión y dos semirremolques- requieren de por lo menos 2,5 millones de pesos.

“El camión que se necesita para traccionar la carga prevista (75 toneladas) debe tener un motor de por lo menos 500 hp de potencia. Los camiones convencionales tienen motores de entre 200 y 250 hp, mientras que los que cruzan la cordillera requieren entre 250 y 300 hp”, señaló. Ese tipo de vehículo tiene un valor mercado cercano a 1,5 millón de pesos, en tanto que cada uno de los dos semirremolques que lleva tiene un valor de entre 250 mil y 300 mil pesos más. Además, el bitrén lleva 30 cubiertas, lo que suma unos 180 mil pesos más al costo total del sistema. “Es decir, para adquirir un bitrén los empresarios deben pensar en cerca de 2,5 millones de pesos”, indicó.

Sobre ese aspecto, Pérez hizo mención a que no hay financiamiento para la compra de camiones convencionales. “El financiamiento que se consigue es a una tasa de 40%. Entonces nos preguntamos: ‘¿Quién va a poder invertir ese monto?’ Además, la tarifa vigente no alcanza para recuperar la inversión”. Advirtió entonces de que “nadie está hablando de rentabilidad sino de recupero. La realidad es que hoy se transportan cargas en Argentina con flotas de camiones que tienen 20 años de antigüedad”, explicó.

Actividad en baja
El gerente de la Cedac remarcó además que la actividad del autotransporte de carga viene atravesando una difícil realidad. “El nivel de actividad acumula una baja de entre 30 y 40% interanual, dependiendo del rubros que se transporte”, explicó.

Asimismo, hizo mención a que la incidencia del combustible se ha incrementado “enormemente”. Tradicionalmente, el combustible representaba cerca de 25% de la estructura de costos del transporte. “Hoy esa realidad está muy lejos. Dependiendo de lo que se traslade, la incidencia llegó a 40 e incluso, en el transporte de cereales, superó el 50% de los costos”, dijo.

El anuncio
La respuesta del sector vino luego de que la Presidenta firmó ayer el decreto que autoriza la circulación de bitrenes y lo entregó a las autoridades de diversas cámaras empresariales -la Unión Industrial Argentina (UIA), la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina (Adimra) y la Confederación General Económica (CGE).

Según lo especificó, estos transportes permiten disminuir los costos logísticos para las economías regionales de manera segura y competitiva, con menor uso de combustible por tonelada y menor deterioro de caminos.

Se trata de camiones que pueden alcanzar hasta 25,25 metros con al menos dos semirremolques unidos entre sí por un sistema de enganche conocido como “quinta rueda”, que queda flotante o no, dependiendo de la carga que transporte el vehículo.

Pueden transportar entre 76 y 90% más de carga que las formaciones convencionales actuales: el peso neto de carga aumenta de 29 a 54 toneladas, pero con 19% menor peso por eje, lo que reduce el daño a la infraestructura vial en 56%, según se indicó.

Usan entre 40 y 70% menos combustible por tonelada transportada.

Proyecto provincial
La utilización de este tipo de transporte es un viejo anhelo de la actual gestión provincial. De hecho, el proyecto para su implementación fue presentado por el entonces ministro de Industria, Jorge Lawson, en el 5º Coloquio Industrial organizado por la Unión Industrial de Córdoba a inicios de agosto de 2012.

En esa oportunidad, el funcionario remarcó que el uso de bitrenes podía “disminuir entre 35 y 40% los costos logísticos de las empresas cordobesas”.

A favor: Para la UIC, el sistema reducirá costos e incrementará la competitividad

A contramano de lo expresado por los empresarios camioneros, la Unión Industrial de Córdoba hizo saber su satisfacción por el anuncio realizado por Cristina Fernández, quien autorizó por medio de un decreto la circulación de camiones con semirremolques biarticulados en las rutas nacionales.

“En un país de gran extensión como Argentina, y particularmente en una provincia mediterránea como la nuestra, la logística en el comercio de bienes y servicios juega un papel fundamental para lograr un transporte de mercaderías más eficiente, no sólo en términos de costos monetarios sino también de tiempos de traslado”, expresó en un comunicado difundido al mediodía.

“Esta medida es una gran noticia para la entidad, que desde hace varios años ha venido impulsando un trabajo constante y articulado con distintos funcionarios gubernamentales con la finalidad de lograr dicha autorización”, se entusiasmó, considerando que permitirá “reducir el número de envíos de camiones cargados con producción destinada a la exportación y/o al mercado interno, lo que se traduce en un ahorro de costos de transporte y un impacto significativo en toda la industria provincial, mejorando su competitividad”.

Artículos destacados