Desde el Senado, la oposición va por BCRA y coparticipación

Luego de garantizar el quórum con la presencia de Carlos Menem y tras asegurarse la mayoría en todas las comisiones, la oposición avanza desde el Senado sobre las políticas del Ejecutivo nacional: aprobó una moción para interpelar al ministro de Economía, Amado Boudou, y otra para tratar la próxima semana el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) que autorizó el pago de deuda con reservas. Pero fundamentalmente se dispuso a avanzar sobre los porcentajes de distribución del Impuesto al Cheque y sobre los pliegos de designación de la titular del Banco Central, Mercedes Marcó del Pont.

La jornada de ayer evidenció un nuevo panorama institucional en el país, a partir del cual la disputa político partidaria puede impactar de manera intensa en la actividad económica nacional y el Ejecutivo seguramente encontrará serios reparos para impulsar sus políticas de desendeudamiento, expansión del gasto público y fortalecimiento del mercado interno.

La oposición decidió ayer avanzar en el Senado en los mismos términos que supo achacar durante los últimos años al oficialismo. Si bien el bloque del Frente para la Victoria es el más numeroso de la cámara (con 32 miembros sobre 72), la variada bancada opositora tomó ayer el absoluto control político del Senado, pues se quedó con 13 presidencias de las 25 comisiones y con mayoría de miembros en todas ellas.

Además modificó la conformación de la comisión bicameral que analiza los DNU: ésta estaba integrada por ocho diputados y ocho senadores, divididos en partes iguales entre el oficialismo y la oposición, pero se decidió que los bloques opositores tengan cinco senadores propios.

Estos cambios en el Senado se sumaron al que el oficialismo sufrió en diciembre pasado en la Cámara de Diputados. En el caso de la Cámara baja, el Frente para la Victoria sólo retuvo el control de 20 de las 45 comisiones.

A diferencia de lo ocurrido la semana pasada en la cámara Alta, la oposición consiguió ayer sentar al ex presidente Carlos Menem y así obtuvo el quórum necesario para sesionar, tras lo cual aprobó los cambios en las comisiones.

Contra el uso de reservas
Tras tomar el control del Senado, el bloque no oficialista dio claras muestras del rumbo político que pretende darle a la labor legislativa, tendiente a frenar -en algunos casos- y modificar -en otros- las iniciativas dispuestas por el Gobierno nacional, un accionar que tendrá un fuerte impacto sobre la economía nacional y que ayer mostró sus primeras consecuencias en la Bolsa local.

Con 37 votos a favor, la oposición aprobó ayer dos preferencias para tratar en la sesión de la próxima semana el DNU que firmó la presidenta Cristina Fernández el lunes pasado para utilizar reservas para el pago de deuda, y el pliego de designación de la nueva titular del Banco Central.

Asimismo, se dispuso que varias comisiones clave del Senado comenzaran a trabajar ayer por la tarde. Fue así que se reunieron la de Acuerdos, Presupuesto y Hacienda, Economía y Coparticipación.

La primera de ellas citó para ayer mismo a la tarde a Mercedes Marcó del Pont para que defienda su designación. La funcionaria quedó en la mira opositora por el rápido trámite con el que el Central dispuso el traspaso de fondos al Tesoro nacional para pagar a los acreedores.

A través de un comunicado, Marcó del Pont se excusó de concurrir a la convocatoria porque, según explicó, la notificación le llegó men

Artículos destacados