Creció el déficit cordobés y los gastos aumentan por sobre los ingresos

El déficit de la Administración Pública No Financiera (APNF) del Gobierno provincial acumuló a noviembre pasado $4.218,2 millones, muy por encima de los $376,9 millones registrados en igual período del año anterior.
El rojo, cuando falta computar aún el último mes del año, se produjo a partir de ingresos totales por $195.246,09 millones, 32,7% ciento superiores que los de 2017, y gastos totales por $199.464,3 millones, 35,2% mayores que los del año inmediato anterior.

El incremento del déficit a partir de recursos que no acompañaron a las erogaciones se produjo principalmente por la suba del gasto de capital, básicamente destinado a la obra pública. Concretamente, esas erogaciones alcanzaron $34.439,7 millones, 55,6% más que un año atrás.
Ese gasto se afrontó principalmente con el ahorro corriente, diferencia entre los ingresos corrientes y los gastos corrientes. Pero también con parte del endeudamiento que tomó la administración de Juan Schiaretti mediante la emisión de bonos y la gestión de créditos de organismos multilaterales y de bancos. El ritmo de obra se mantiene de manera sostenida desde hace más de un año.
Respecto al ahorro corriente, fue de $40.865,3 millones, 46,3% superior que el de 2017.
En relación con el gasto corriente, de los $120.532,04 millones, $65.725,6 millones fueron para el pago de salarios de los agentes de la Administración central, 28% por encima de los del año anterior.
En todos los casos, ingresos y gastos totales crecieron muy por debajo de la inflación, que el año pasado llegó a 46,5%, según datos de la Dirección de Estadísticas y Censos de la Provincia.

Caja de Jubilaciones
En paralelo, la Caja de Jubilaciones provincial registró a noviembre pasado un déficit de $9.684,5 millones, producto de ingresos -aportes y contribuciones- por $28.995,3 millones y gastos por prestaciones de $38.679,9 millones.
Parte de ese rojo es cubierto por la Nación a partir de los acuerdos con la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) para financiar el déficit de las cajas previsionales no transferidas.
Con el resultado de noviembre, se estima que la Caja cerrará el año con un rojo cercano a $10.500 millones.

Deuda
En cuanto a la deuda pública provincial, en noviembre pasado se ubicó en $102.981 millones, más de $4.500 millones por encima del mes anterior. Sin embargo, el rojo se sitúa unos 10 mil millones por debajo del registrado en septiembre.
Los movimientos del pasivo se deben principalmente a las oscilaciones del dólar. Según datos oficiales informados por la Provincia, 94,95% de la deuda está nominada en esa divisa. El resto son pasivos en pesos, principalmente con la Nación a partir de un préstamo del Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincia de $2.777,3 millones de que tomó la Provincia para cubrir necesidades financieras de la EPEC, principalmente por la deuda que mantenía con la Compañía Administradora del Mercado Eléctrico (Cammesa).

Artículos destacados