Córdoba ya recibió unos $2.000 millones más de envíos nacionales

Corresponden a los giros automáticos por coparticipación, leyes especiales y “fondo sojero”. Es 39% más que en los primeros nueve meses de 2009. Sólo la coparticipación de las retenciones a la soja crecieron 230% en septiembre.

Los envíos nacionales a Córdoba en septiembre alcanzaron $745,7 millones, 36,5% por encima del mismo mes del año anterior.

En tanto, los giros por el denominado Fondo Federal Solidario (FFS) que coparticipa 30% de las retenciones a la soja, treparon en el noveno mes del año a $77,4 millones, 230% más que en el mismo período de 2009.
Así, en lo que va del año, los envíos por coparticipación, leyes especiales y fondo sojero suman $6.832 millones, 39% mayores que los registrados en el mismo lapso del año pasado.

La suba observada ratifica así la extraordinaria inyección de envíos automáticos desde la Nación a Córdoba (en rigor a todas las provincias) y explica, junto con la mejor recaudación provincial y la refinanciación a plazo de deuda con la Nación, el evidente cambio de escenario financiero para la Provincia luego de un 2009 con fuerte compromiso en las cuentas públicas.

Es que según los datos a septiembre, Córdoba ya recibió $1.911 millones extra respecto al mismo período del año pasado.

La cifra es elocuente y supera las estimaciones más optimistas al cierre del año pasado.

Según el Presupuesto para este año, la Provincia estimaba giros nacionales por $7.071,4 millones, 11,7% mayores que 2009.

Esa cifra es hoy casi igual a la ya girada por la Nación cuando aún restan tres meses para concluir el año.
Obviamente, cuando se elaboró el Presupuesto se siguieron los parámetros macroeconómicos fijados por la Nación, esto es una mejora de la economía de 2,5% y una inflación de 6,3%.

Hoy, las estimaciones del Banco Central refieren a un crecimiento al cierre del ejercicio en torno a 9%. En cuanto a la inflación, si bien para el Indec se ubicará en el año cerca del 10%, para la mayoría de las consultoras privadas tendrá una base de 20% y un techo que rozará 30%.

Ambos conceptos impactaron de lleno en una mejor recaudación impositiva y por consiguiente en los giros desde la Nación a las provincias.

En cuanto al fondo sojero, el valor de la oleaginosa, muy superior al del año pasado, sumado a la mayor liquidación de los exportadores tras la buena cosecha, explican el incremento excepcional en septiembre. Con respecto al aumento interanual del FFS, éste también se justifica en que en 2009 se comenzó a aplicar desde abril, por lo que la base de comparación es menor a la de este año.

Por lo demás, el aumento de 39% en los giros automáticos, se ubica muy por encima de la inflación real estimada para este año, aun en el peor de los escenarios, con precios que treparán por encima de 25%.

La salvedad que debería realizarse es que el aumento interanual corresponde a una comparación con una base ciertamente austera como la del año pasado, producto de la crisis.

En ese marco, se estima que la suba porcentual en los tres meses que restan para concluir 2010, será sensiblemente menor porque ya a fines de 2009 la recaudación había comenzado a recuperarse.

Artículos destacados