Congelan tarifas por un año, también para las cooperativas eléctricas

PREOCUPACIÓN. El titular de FACE alertó que, mas allá de las obras, hay costos operativos que cubrir

FACE y Fecescor se reunieron con De la Sota. Habían pedido un incremento por suba de costos. Mañana se reunirán con funcionarios de la Secretaría de Energía de la Nación para avanzar con una nómina de obras que financiará esa cartera como contraprestación por no tocar los valores.

Las 203 cooperativas eléctricas de la provincia nucleadas en las federaciones Argentina de Cooperativas Eléctricas (FACE) y de Cooperativas y Servicios Públicos de Córdoba (Fecescor) deberán congelar sus tarifas hasta fin de año y, a cambio, recibirán un paquete de obras del Gobierno nacional.

La medida, que se encolumna en el acuerdo rubricado para la Empresa Provincial de Energía de Córdoba (EPEC) por el gobernador José Manuel de la Sota y el ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, fue informada a las entidades por el propio mandatario y por el ministro de Agua, Ambiente y Servicios Públicos, Fabián López, el lunes último.

“El gobernador y el ministro López nos plantearon que debemos acompañar el congelamiento acordado para la EPEC”, señaló a Comercio y Justicia, con cierta resignación, el titular de FACE, Luis Pozzo.

Es que, a diferencia de la EPEC que fue autorizada a incrementar tarifas de manera escalonada en diciembre y en febrero, las cooperativas aumentaron en dos tramos el año pasado, el último en octubre.

Concretamente, el sector fue avalado a ajustar 10 por ciento desde el 1 de abril de 2013 y 11,36 por ciento en octubre, esto es, un acumulado de 22,5 por ciento.

Por el contrario, EPEC logró una suba acumulativa de 28 por ciento.

En ese marco, días atrás -tal como lo anticipó este medio- habían pedido al Ersep un ajuste de tarifas de 30 por ciento. De hecho, en ese aumento se apuntaba a cubrir los mayores costos producto de la devaluación pero también a solventar el mayor gasto salarial. Las paritarias con los trabajadores del sector se cerrarían en los próximos 10 días y se ubicarían en torno al 30 por ciento, en línea con los aumentos obtenidos por Luz y Fuerza ante la EPEC.
Las alternativas para el sector son ciertamente acotadas.

En ese marco, mañana viajarán a Buenos Aires junto al ministro López para reunirse con funcionarios de la Secretaría de Energía y elevar una nómina de obras que debería solventar la Nación a cambio del congelamiento de tarifas.

Ayer, Pozzo evitó precisar cuáles serán esas obras. Tampoco había detalles sobre si esos proyectos a financiar por Nación se cubrirían con los 160 millones de pesos que De Vido prometió para EPEC por el acuerdo firmado. En rigor, los dirigentes de FACE y Fecescor intuyen que ese dinero será para repartir entre todas las obras, las de EPEC y también las que eleven las cooperativas.

Pozzo advirtió de que, aun recibiendo obras a cambio de suspender cualquier retoque en la tarifa, tendrán costos extras que por ahora no tienen en claro cómo solventarán, entre ellos el aumento salarial.

Las 204 cooperativas eléctricas del interior provincial prestan servicios a 390 mil usuarios. En tanto, EPEC tiene una cobertura en capital e interior que incluye a casi un millón de usuarios en sus diferentes categorías.

Pilar
En otro orden, fuentes de la EPEC confirmaron que esta semana culminaría la etapa de prueba de la TG11, una de las dos turbinas a gas de la central Pilar que salió de servicio el 2 de septiembre pasado.

En principio, la intención oficial es que, de no mediar imponderables, la turbina se ponga en marcha de manera efectiva la semana próxima. Incluso se realizaría un acto con una recorrida por el sector para poder observar in situ el evento.

La puesta en marcha de la TG11 se concretará luego de múltiples retrasos que motivaron el anuncio de fechas tentativas de reparación que finalmente no se concretaron.

De hecho, el último anuncio oficial había fijado como fecha el 7 de marzo pasado.

Artículos destacados