Argentina propuso crear una comisión de monitoreo

Argentina propuso la creación de una comisión de monitoreo del comercio intrazona, entre otras medidas, como forma de afrontar la crisis financiera global.
Así lo informó el canciller Jorge Taiana al concluir el encuentro extraordinario del Consejo del Mercado Común del Mercosur (CMC) que se llevó a cabo en Brasilia.
La reunión tuvo como objetivo coordinar acciones ante la crisis que afecta a los mercados internacionales y los países del Mercosur.
Tras el encuentro, del que participaron cancilleres, ministros de Hacienda y titulares de los Bancos Centrales, y que sirvió para poner a prueba la unidad del bloque, Taiana expresó que “la integración es el camino para enfrentar la crisis”.
La VII Reunión Extraordinaria del CMC fue convocada por Brasil, titular pro témpore del bloque regional, y tuvo como único punto “la definición de mecanismos para dar respuestas (a la crisis), si no coordinadas, al menos con transparencia, para que no haya sorpresas”, indicó el canciller brasileño Celso Amorim.

“Tenemos que estar preparados y evitar sobre todo respuestas que fueron dadas en el pasado y que no resultaron, para que no vuelvan a ser adoptadas ahora”, agregó Amorim, en lo que fue interpretado como una manifestación de preocupación, por parte de Brasilia, ante el anuncio hecho por la presidenta de la Argentina, Cristina Kirchner, sobre su intención de restringir las importaciones para proteger a la industria local.
En ese sentido, y sin mencionar al anuncio de la Casa Rosada, Amorim acusó al proteccionismo y a la falta de comunicación recíproca entre los países como responsables por la crisis financiera vivida en Estados Unidos en 1929.
Sin embargo, y a contramano de la posición brasileña, la Argentina adelantó que propondrá a sus socios la implementación de un Mecanismo de Adaptación Competitiva, que permita que cuando una industria vea amenazada su producción por un cambio en el flujo comercial, pueda solicitar la ejecución de la cláusula y suspender provisoriamente la exportación hacia el país amenazado o elevar el Arancel Externo Común (AEC) del Mercosur.
La propuesta, que surge del temor de su sector industrial a una posible avalancha de importaciones brasileñas tras la devaluación del real, fue rechazada por el ministro de Hacienda de Brasil, Guido Mantega, quien, al igual que Amorim, se manifestó contra la adopción de medidas proteccionistas.
En ese sentido, el canciller chileno, Alejandro Foxley, declaró que “es necesario ampliar el comercio intraregional y no aplicar medidas proteccionistas”, frente a la crisis.

Artículos destacados