AFIP no deja escapar al fútbol: hay $300 millones

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) ratificó ayer su voluntad de “poner la lupa” sobre la faceta comercial del fútbol argentino, una actividad que arrastra una deuda con las arcas públicas de 300 millones de pesos. En ese marco, el funcionario pidió a los clubes deudores que se incorporen al “acuerdo fiscal” impulsado por la entidad, un plan impositivo de 120 cuotas a una tasa de 0,75%.
Los anuncios de Echegaray ocurrieron tras una reunión con el presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), Julio Grondona. Allí, el titular de la AFIP ratificó que los principales clubes de fútbol del país serán tratados fiscalmente como el resto de las entidades y que el Estado tiene voluntad de controlar la actividad y recaudar a partir de las cuantiosas y resonantes operaciones que se realizan en ese sector.

En ese sentido, la actitud de la AFIP no resulta extraña: frente a las posibilidades de que los ingresos fiscales caigan -por la retracción de la actividad que aún persiste y por los reclamos sectoriales que implicarían reducción de la recaudación nacional-, el organismo trata desde hace varios meses de sostener y aumentar los ingresos públicos, optimizando los mecanismos de control y concentrándose en sectores con gran evasión o que puede aumentar sus contribuciones.
Así se explican, por caso, los anuncios realizados el lunes sobre factura electrónica o firma digital de los contratos, pero también las trabas a la devolución de los reintegros, a partir de que la AFIP sospecha que muchos empresarios realizan operaciones de comercio exterior a través de paraísos fiscales.

La lupa sobre el fútbol

Ricardo Echegaray precisó ayer que los clubes argentinos de fútbol arrastran una deuda de 300 millones de pesos con el fisco. “Acá los clubes tienen un plan de pago como tienen todos los contribuyentes en la Argentina. El programa es un programa lineal. Y hay clubes que ya se abocaron al plan de acuerdo fiscal”, puntualizó el funcionario.
De esa manera, la AFIP ratificó que los clubes será tratados como el resto de los contribuyentes y deberán presentarse al plan vigente, de 120 cuotas a una tasa de 0,75%. “Cada club debe hacer sus cuentas y presentaciones y no trabajaremos con un monto en general”, agregó.
Por último, Echegaray anticipó que la AFIP comenzará a mirar con detenimiento el “aspecto comercial” del fútbol. “Haremos un programa muy profundo. También con el tema de los representantes del fútbol. Debemos tener un registro actualizado”, concluyó el titular de la AFIP.

Propuestas de la AFA

El encuentro entre Grondona y Echegaray ocurrió en momentos en que el fútbol de ascenso suspendió el comienzo de los torneos, en tanto que el de primera división aún está en duda, por las deudas que arrastran los clubes.
Julio Grondona explicó que la suspensión “no tiene nada que ver” con las deudas con la AFIP, pero propuso mecanismos para mejorar la situación de las entidades. En ese sentido, insistió en la idea de eliminar el pay per view y aumentar 12 pesos por cada abonado de cable, aunque destacó que por este monto se podrían ver todos los partidos.

Las maniobras en los pases, otra vez

Artículos destacados