AFIP estima recaudar U$S 1.120 millones a través del blanqueo

El titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip), Ricardo Echegaray, indicó ayer que el Gobierno espera recaudar a través del régimen de repatriación de capitales un “piso” de 1.120 millones de dólares, tal como lo hizo Rusia a través de una operación similar. Además estimó que la iniciativa “es una amnistía fiscal que no modifica las normas sobre combate al lavado de dinero y financiación del terrorismo”.
En una reunión con periodistas locales y extranjeros, Ricardo Echegaray detalló el funcionamiento del régimen. Allí subrayó “no hay antecedentes en la Argentina de una amnistía fiscal de estas características” e instó a los contribuyentes con bienes y recursos no declarados a “aprovechar esta oportunidad, porque no sé si a lo largo de una vida habrá otra”. Indicó además que en el sitio web de la AFIP los interesados ya cuentan con un simulador que permite observar cómo funcionará la operación.

“Buscamos una alianza estratégica con aquellos que en algún momento apostaron al capitalismo financiero, al riesgo de la economía electrónica, y que en muchos casos fueron estafados, como se vio en el reciente fraude Madoff”, señaló Echegaray.
Esta promoción de la repatriación de capitales por parte de la AFIP ocurre poco antes que el Gobierno nacional presente la iniciativa frente al Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI). Esto ocurrirá la próxima semana, en Francia, donde el Ejecutivo postulará que el régimen no avalará la llegada de dinero del narcotráfico.

Con respecto a esta reunión, Echegaray dijo que “se presentarán antecedentes y nada más”, y recordó que países socios del GAFI realizaron aministías similares. En el mismo sentido, subrayó varias veces que el régimen “es avalado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo”.
También citó ejemplos de una docena de países ricos y en desarrollo que implementaron amnistías fiscales, entre ellos Alemania, Canadá, Estados Unidos y Brasil.

CRITICAS
Echegaray cuestionó la decisión del jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, de no adherir al régimen de Repatriación de Capitales. Dijo que “es una posición retro de un gobierno PRO” y que los sectores inmobiliario y turístico serán perjudicados por la decisión.

Artículos destacados