Tendencias 2020: tomar decisiones audaces en un momento de cambio persistente

La seguridad para los trabajadores está relacionada con la “reinvención”, el armado de superequipos que incorporen inteligencia artificial y la inversión en resiliencia de los empleados ante futuros inciertos.

La pandemia de Covid-19 cambió la vida tal como la conocíamos, “reforzando nuestra convicción de que los asuntos de las personas no se encuentran separados de los avances tecnológicos en absoluto, sino que se vuelven aspectos integrales para aquellas organizaciones que buscan capturar todo el valor de las tecnologías que han implementado”. Eso expresa la introducción del Informe de Tendencias de Capital Humano 2020 realizado por la consultora Deloitte.
Algo que deja claro el informe es que de ahora en adelante, la “seguridad” se encontrará mediante la reinvención.
“Una organización que ayuda a su gente a encontrar seguridad a través de la reinvención puede lograr una ventaja a través de su habilidad para adoptar un cambio productivo”, dicen los especialistas.
En este sentido, destacaron tres áreas en las que las organizaciones tienen oportunidades de capitalizase con el cambio: la integración de la inteligencia artificial (IA) en grupos de trabajo y superequipos; la transformación de la gestión del conocimiento por medio de la tecnología; y el cultivo e inversión en resiliencia de la fuerza de trabajo.
A pesar de las predicciones acerca de que las personas serán reemplazadas en sus puestos por máquinas inteligentes, las organizaciones líderes del mercado están tomando nuevos caminos para abordar esta situación: buscan activamente nuevas estrategias y tácticas para integrar la IA a los equipos de trabajo, para obtener así resultados de negocio transformadores.
Un dato a tener en cuenta: 57% de los participantes de la encuesta Tendencias de Capital Humano de la Argentina afirmó que en su organización actualmente están explorando las maneras de utilizar IA.

Mundo conectado

La posibilidad de que las personas y las tecnologías trabajen en conjunto en un mismo ecosistema laboral ofrece la mayor oportunidad para crear conocimiento en toda la historia.

Promos Naranja

En la actualidad, las tecnologías son capaces de indexar, combinar, etiquetar y organizar automáticamente información en múltiples plataformas. Sin embargo, para poder capitalizar estas herramientas, “las organizaciones también deben abordar el elemento humano creando una cultura que ayude a las personas a reconocer que, al compartir su conocimiento, están contribuyendo a la reinvención personal y organizacional, incrementando su valor para las compañías, y por último generando en ellos una mayor sensación de seguridad en el trabajo”.

Barrera

Siete de cada 10 trabajadores encuestados en el país por Deloitte identificaron los “silos organizacionales” como la principal barrera para gestionar el conocimiento en su organización.
Silos organizacionales: la incapacidad para trabajar eficientemente entre las áreas o entre unidades de negocio que integran una organización y representan elementos aislados en los que no hay transferencia de información entre ellos.

Invertir en resiliencia

Renovar las capacidades y habilidades de las personas es una necesidad táctica en la actualidad. Hoy es vital que las organizaciones consideren un enfoque sobre el desarrollo de la fuerza laboral como una estrategia para desarrollar resiliencia en los trabajadores y en la organización en sí misma. La clave: herramientas para adaptarse a futuros inciertos, además de capacitarlos para las necesidades a corto plazo.
Para Deloitte, a través de los lentes de la resiliencia, la reinvención pasó de ser algo que puede amenazar la seguridad de los trabajadores a algo que les permita tener mayores posibilidades de encontrar un empleo en el mercado laboral actual, en constante cambio.

 

Sé el primero en comentar en "Tendencias 2020: tomar decisiones audaces en un momento de cambio persistente"

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*