Home  >   Justicia   >   Financiera ilegal: detienen a cuatro personas y secuestran sumas millonarias

Financiera ilegal: detienen a cuatro personas y secuestran sumas millonarias

Un financiera ilegal fue desbaratada ayer tras sendos allanamientos realizados en la ciudad de Córdoba en el barrio Villa Belgrano.

El operativo fue realizado por Gendarmería Nacional y la Policía de la provincia de Córdoba y en el mismo se detuvo a cuatro personas: tres hombres y una mujer. Entre los cuatro detenidos, algunos de ellos monotributistas, está el hijo de un excamarista de la Justicia provincial.

Camionetas y motos de alta gama, lingotes de oro, más de un millón de dólares, casi nueve millones de pesos, armas de fuego y viajes al exterior fueron parte de lo secuestrado en los 13 allanamientos ordenados por el fiscal federal Gustavo Vidal Lascano.  

La investigación comenzó hace más de un año a raíz de  de la denuncia de un inversor que observó movimientos sospechosos con cheques en una de las dos financieras.

En diálogo con la prensa, el fiscal detalló que entre los detenidos hay funcionarios de bancos importantes de la provincia de Córdoba y confirmó que habría una quinta persona relacionada con la causa que debe presentarse en las próximas horas ante la fiscalía ya que tiene una orden de detención.

 “Este lugar estaba al lado de una empresa que tiene cajas de seguridad en barrio Villa Belgrano. También allanamos domicilios particulares en barrios cerrados en La Calera, en el Cerro y en Villa Belgrano”, expresó Vidal Lascano.

Según se conoció, uno de los detenidos, Pablo Rueda (habría sido gerente en el Citibank), se negó a abrir la puerta a las autoridades y fue detenido por desobediencia a la autoridad.  Por estas horas, se investiga el grado de vínculo con otros dos detenidos, Diego Sánchez (quien se habría desempeñado como tesorero del banco Supervielle) y Martín Azar, hijo de un camarista jubilado del Poder Judicial de Córdoba. 

María del Milagro Martínez, también fue detenida. Sánchez y Azar son los principales investigados, mientras que Martínez habría desempeñado un rol menor dentro de una de las financieras como secretaria que atendía a los “clientes” y efectuaba las transferencias.