Home  >   Economía   >   Tasas e inflación, claves de la política monetaria del BCRA

Tasas e inflación, claves de la política monetaria del BCRA

Su presidente presentó el programa monetario para este año. Afirmó que los intereses van a descender en los próximos meses, cuando se registre una desaceleración en el incremento de los precios.

El presidente del Banco Central de la República Argentina (BCRA), Federico Sturzenegger, afirmó ayer que las tasas de interés van a bajar cuando se compruebe un descenso de la inflación; y que la entidad trabajará para llegar lo más cerca posible a 25% en aquélla.

“No es imposible alcanzar 25% de inflación y vamos a tratar de acercarnos lo más posible a eso”, dijo Sturzenegger, e insistió en que las tasas “tienen que acompañar ese camino descendente”.

El titular del BCRA hizo estas declaraciones en el marco de la presentación del programa monetario para este año.

“En tanto y en cuanto veamos que estamos convergiendo a una baja, las tasas acompañarán. No tengan dudas de que cuando baje la inflación, será otro el escenario”, destacó el funcionario en una conferencia de prensa en el Salón Bosch del Central.

Específicamente sobre la inflación, el presidente del BCRA consideró que el propósito del Gobierno es bajar la inflación a 25% anual.

“Vamos a tratar de bajarla a 25% para fin de este año. Eso no significaría que la inflación del 2016 vaya a cerrar con ese acumulado, sino que el ritmo anualizado de diciembre sea de 25%”, indicó.

En este sentido, el funcionario estimó que en septiembre próximo “vamos a hacer una migración formal al régimen de metas de inflación”, en tanto el Gobierno nacional ya contará con los índices oficiales del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Según las perspectivas indicadas el día de ayer, el objetivo para 2017 es que el aumento generalizado de precios se ubique en 19,4% anual.

Dólar
Sobre el tipo de cambio, Sturzenegger explicó que la entidad será “flexible, con intervenciones ocasionales”, y aseguró que “para la Argentina, un tipo de cambio fijo fue siempre una trampa”, y que “no hay nada más reactivante que bajar la inflación”.

“No hay nada más expansivo para que aumente el consumo, la actividad económica y el nivel de crédito que bajar las tasas y para eso tiene que bajar la inflación”, indicó también.

Posteriormente defendió la estrategia de regular la política monetaria en base a una tasa de inflación, al sostener que es la que “rige en el mundo, con un tipo de cambio que se mueva libremente”, como en Australia, Nueva Zelanda, Colombia, Chile o Brasil.

“Este régimen cambiario le va a servir a la Argentina, que sea flexible, con intervenciones ocasionales, y esa flotación va a hacer que en un momento se desconecten los precios locales de los internacionales”, afirmó el funcionario.

En tanto, Sturzenegger también indicó que no le preocupa el nivel de reservas y, según publicó la agencia Noticias Argentinas, el funcionario eludió responder a preguntas sobre proyecciones del valor del dólar a fin de año y a diciembre de 2017.

Nuevos billetes
Por otro lado, el BCRA informó que a mediados de 2016 pondrá en circulación billetes de mayor denominación: de 200 pesos y 500 pesos. En tanto, el año próximo se emitirán por el valor de 1.000 pesos.

También se emitirán nuevas series de 20, 50 y 100 pesos.

“La incorporación de papel moneda de mayor denominación es una necesidad práctica para el mejor funcionamiento de cajeros automáticos y la reducción de costos de traslado de efectivo”, dijo el BCRA en un comunicado publicado ayer en su sitio web.

“De todos modos, el Banco Central alentará el mayor uso de medios electrónicos de pago para las transacciones y avanzará en esa dirección en el futuro cercano”, agregó.

“La nueva familia tendrá como temas la fauna autóctona argentina y diversas regiones del país. Cada uno de los billetes presentará en el anverso la figura de un animal típico de la región y en el reverso el hábitat característico de esa especie”, anunció la entidad.