Home  >   Economía   >   Pese al límite impuesto por las ventas del Central, el dólar cerró a $62,37 y marcó un nuevo récord

Pese al límite impuesto por las ventas del Central, el dólar cerró a $62,37 y marcó un nuevo récord

La divisa avanzó poco más de un peso en la jornada de ayer. El BCRA hizo frente al desarme de Leliq y a la incesante demanda de importadores preocupados por el resultado del domingo y lo que vendrá después

El dólar para la venta al público avanzó poco más de un peso y cerró a $62,37 promedio en una jornada en la que la divisa marcó un nuevo máximo, ello pese a que su cotización fue limitada por las ventas oficiales tanto en el segmento de contado como en el mercado de futuros.
En el sector mayorista, en tanto, la moneda norteamericana subió 35 centavos y finalizó a $59. El dólar contado con liquidación (CCL) se vendió a $76,05, mientras que el dólar MEP cotizó a $72,29, lo que representó una baja de 3,4% y 3,6%, respectivamente.
En cuanto a la tasa de política monetaria, el Banco Central de la República Argentina (BCRA) dejó sin cambios la tasa de interés de las Leliq, al convalidar el mismo valor del martes que fue de 68,003% y generó una expansión de liquidez de $54.974 millones.
Las reservas internacionales finalizaron en 46.141 millones de dólares, mostrando una caída en el nivel de 450 millones de dólares respecto del cierre del martes que se ubicó en 46.591 millones de dólares.
Alejandro Bianchi, fundador de AsesorDeInversores.com, indicó que el impulso en la cotización del dólar se debe a que “estamos a pocos días de la elección presidencial y estamos yendo a un camino incierto”.

Además, explicó que “el tipo de cambio todavía puede llegar a estar barato. Dejando de lado las ideas políticas, la situación latinoamericana es delicada y nuestra posición es aún más endeble”.
“El spread entre el dólar oficial, el dólar MEP y el contado con liquidación se puede explicar porque el mercado se anticipa a un nuevo cepo cambiario”, advirtió.
Por último, dijo que en caso de que Alberto Fernández sea elegido presidente, el Gobierno deberá tomar medidas para llegar al 10 de diciembre y seguramente parte de esas medidas “sean reducir el monto de compra de dólares”.
Por su parte, el analista financiero, Christian Buteler, señaló que se multiplicó por tres el monto negociado y obligó al BCRA “a intervenir fuerte para que el tipo de cambio no suba aún más”.
En la misma línea, Gustavo Quintana, analista de PR Corredores de Cambio, indicó que a pesar de la fuerte intervención del BCRA en el segmento de contado y en los plazos más cortos de los mercados de futuros “no pudieron corregir hacia abajo la cotización del dólar en el mercado mayorista”.
Y resaltó que con el volumen negociado más alto desde comienzos de agosto, “la rueda de hoy (por ayer) exhibió una significativa demanda por cobertura que exigió fuerte intervención del Banco Central”.

Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios, apuntó que “durante todo el día se hizo sentir la demanda por parte de los importadores, preocupados por el escenario post elecciones”.
El volumen operado en el segmento de contado fue de 906 millones de dólares y no se registraron operaciones en el mercado de MAE.
En el mercado de futuros Rofex -en tanto- se operaron 781 millones de dólares, 65% más que en la jornada del martes.
Los plazos más cortos concentraron casi 70% de los negocios. Octubre y noviembre se operaron a $60,09 y $64,20, con una tasa de 84,29% y 84,66%, a esos precios finales.

Deuda al Nación por $30.000 millones
Por su parte, el Banco Nación (BNA) le otorgó al Tesoro Nacional un préstamo por $30.000 millones, para la cancelación de servicios de amortización de deuda pública con vencimiento durante el corriente ejercicio, según lo determinó la resolución conjunta 68/2019 de las secretarías de Finanzas y de Hacienda, publicada ayer en el Boletín Oficial.
La misma precisó que como parte del Programa Financiero del Ejercicio 2019, se consideró conveniente solicitar al BNA un financiamiento para el Tesoro Nacional en un único desembolso, con un plazo de 180 días y amortización íntegra al vencimiento.
La resolución indicó que el BNA podrá cancelar anticipadamente el financiamiento, en forma total o parcial, a partir de los 30 días corridos de otorgado, debiendo comunicar la decisión de hacerlo al menos 15 días corridos anteriores a aquel en que la cancelación resultara efectiva.
El préstamos devengará intereses a tasa Badlar para bancos públicos, que ayer cerró en 56% anual, más un spread de 100 puntos básicos.
Ante algún supuesto de incumplimiento el Gobierno deberá pagar intereses moratorios que se devengarán a una tasa nominal anual adicional a la de los intereses, del 1% sobre la totalidad de las sumas vencidas e impagas.

Continúan con programa de colocaciones
El ministerio de Hacienda también informó ayer que el Banco Nación y la Anses continúan con el calendario de renovación de vencimientos previstos en el programa financiero y aclaró que en lo que va del año el Tesoro le “devolvió a la entidad bancaria pública más de lo que renovó”.
“Estas colocaciones (suman alrededor de $32.000 millones) son renovaciones de vencimientos intra sector público”, afirmaron voceros de Hacienda.
En este sentido, se aclaró que esta mecánica “no es diferente a lo que se hace normalmente y en el transcurso de este año el Tesoro le devolvió al Banco Nación más de lo que renovó”.
“Va a seguir pasando al menos cada dos semanas en función de los vencimientos y las renovaciones”, confirmó la fuente.

En baja

El riesgo país bajó ayer 3,20% hasta 2.145 puntos básicos como respuesta a la mejora de los bonos en moneda extranjera.