Home  >   Economía   >   Lunes negro: El S&P Merval cayó 9,67% y el riesgo país avanzó hasta los 3.544 puntos

Lunes negro: El S&P Merval cayó 9,67% y el riesgo país avanzó hasta los 3.544 puntos

El índice S&P Merval se desplomó ayer 9,67%, arrastrado por la fuerte caída en los mercados de referencia, que no acusaron recibo de la acción coordinada por los principales bancos centrales del mundo y los países del G7 para calmar la turbulencia financiera desatada por el coronavirus.
En este marco, el nivel de riesgo país avanzó 14,2% hasta los 3.544 puntos básicos, mientras que las acciones de las empresas argentinas que cotizan en Wall Street marcaron bajas de entre 15% y 35%. En los mercados internacionales, Wall Street se desplomó 3.000 puntos y sufrió su peor día desde 1987, al perder su principal indicador, el Dow Jones de Industriales, 12,94%.
En tanto, el índice selectivo S&P 500 retrocedió 11,98% y el tecnológico Nasdaq cayó 12,32%.
En el mercado local, dentro del panel líder de la Bolsa porteña ninguna acción cerró en alza y las pérdidas fueron lideradas por Grupo Financiero Galicia (-17,83%); Sociedad Comercial del Plata (-13,77%); YPF (-12,70%); Aluar (12,44%); y Grupo Financiero Valores (-12,12%).
Los papeles de empresas argentinas que cotizan en Wall Street corrieron la misma suerte y culminaron la rueda con rojos encabezados por Corporación América (35%); Grupo Financiera Galicia (22,5%); Banco Macro (18,6%); Banco Supervielle (16%); e YPF (15,1%). En el segmento de renta fija, los principales bonos en dólares sufrieron caídas de hasta 10%, mientras que los títulos en pesos retrocedieron hasta 2%.
Joaquín Candia, de Rava Bursátil, indicó: “Cada día parece que los bonos tocan piso, ya que las paridades a las que operan son extremadamente bajas, pero también cada día los inversores se sorprenden con un precio cada vez más bajo”.
El analista pronosticó que el Gobierno recién presentaría la propuesta a los acreedores privados en las primeras semanas de abril, una situación que puede complicar aún más el panorama debido a que las actuales paridades abren la posibilidad a los fondos especulativos, cuyo negocio es no aceptar las condiciones de reestructuración para ir a juicio.