Los envíos nacionales a Córdoba se derrumbaron por la cuarentena

Alcanzaron a $10.116,7 millones, apenas 18,08% por encima de igual mes del año pasado. La suba se ubica muy por debajo de la inflación interanual y muestra claramente la incidencia de la crisis sobre los recursos tributarios. La recaudación propia de la Provincia de Córdoba tendría la misma evolución

Los envíos nacionales a la Provincia de Córdoba en concepto de coparticipación alcanzaron en marzo 10.116,78 millones de pesos, apenas 18,08 por ciento superior a los ingresos registrados en el mismo mes del año pasado.

El aumento nominal denota una drástica caída en términos reales con relación al año anterior. Es que la inflación en el mismo período se ubicaría apenas por debajo de 50 por ciento.

Así, el principal ingreso que tiene la Provincia de Córdoba y que explica seis de cada 10 pesos que le ingresan en concepto de recursos corrientes, sufrió un duro golpe producto del parate de la economía tras la cuarentena por el coronavirus.

Promos Naranja

Con todo, el panorama puede ser todavía peor en abril. Es que aún desactivando la cuarentena a mediados de mes, difícilmente la actividad se recupere en lo inmediato. Y ese escenario no toma en cuenta una eventual nueva extensión del aislamiento social obligatorio.

Como fuere, los datos de marzo fueron elocuentes. Hoy no será un día hábil por lo que los números ya cerraron ayer.

La recaudación propia de la Provincia mostrará en principio la misma evolución. Cifras claramente negativas en términos reales y muy gravosas para las exigencias de gastos corrientes que tiene el Gobierno de Córdoba, ahora incrementadas por las mayores erogaciones en salud y asistencia social.

Respecto a los envíos nacionales, con los datos de marzo, el primer trimestre cerró con giros por 35.531,8 millones de pesos, 31,8 por ciento más que un año atrás. Igual, el porcentaje sigue muy lejos de la inflación del período.

La coparticipación, hasta marzo, tenía una dinámica creciente que presagiaba una pronta recuperación, al menos en línea con la suba de precios minoristas de los últimos 12 meses.

Por caso, en enero, los 35,65 por ciento y en febrero el alza interanual había sido de 40,99 por ciento. En todos los casos, el incremento había sido menor a la inflación pero la evolución era claramente positiva.

En marzo, las cifras reflejaron una drástica caída que enciende luces de alerta en el Ejecutivo provincial.

Como fuere, esta semana, la Provincia comenzará a liquidar los haberes de los agentes públicos correspondientes a marzo.

El esfuerzo fiscal será importante. La coparticipación girada en marzo equivale a la masa bruta de recursos que el Estado debe destinar al pago de sueldos.

En abril, el panorama será complicado. La promesa de la Nación de destrabar fondos en concepto de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) para este mes y para abril, son para Córdoba de apenas 528 millones de pesos, cifra irrisoria para atender los compromisos por delante.

La Provincia tiene acreencias por ese concepto por un total de 6 mil millones de pesos. Desde el Ejecutivo esperan que la Nación destrabe pronto un flujo de fondos más importante para así poder hacer frente a las obligaciones de pago para abril.

Por ahora y pese a las promesas oficiales, aún no hay nada concreto.