Home  >   Economía   >   La caída del petróleo causó una deflación de 1,3% en los precios mayoristas

La caída del petróleo causó una deflación de 1,3% en los precios mayoristas

El Índice de Precios Mayoristas cerró abril con un retroceso de 1,3% producto de una caída del 27,8% en el valor del Petróleo Crudo, y de 3,2 % en sus refinados, informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Con esta baja, los precios mayoristas acumularon una suba de sólo 2,3% en el primer cuatrimestre y de 43,2% en los últimos doce meses, mientras que el Costo de la Construcción avanzó 11,4% y 48,4%, respectivamente.

El organismo indicó además que el Costo de la Construcción, actividad que estuvo paralizada por las medidas de aislamiento para combatir el coronavirus, aumentó 0,8% durante abril.

De esta manera, el Indec completó este jueves la difusión de los registros vinculados a la variación de precios que comenzó la semana pasada con el anuncio del aumento de 1,5% en los minoristas, lo cual resultó el menor incremento desde noviembre del 2017.

Con este alza, la inflación minorista acumuló un aumento de 9,4% en el primer cuatrimestre del año, y de 45,6% en los últimos 12 meses, precisó el organismo estadístico nacional.

La “deflación” de 1,3% de los precios mayoristas obedeció al “peso estadístico” que tuvo la abrupta caída del valor el petróleo y sus derivados, acompañados por una baja de 0,3% de la energía, porque el resto de los rubros cerraron con alzas.

En efecto, los productos agropecuarios aumentaron 5,4%, los pesqueros 6,2% y los minerales no metalíferos, vinculados a la construcción, 2,2%.

Entre los productos manufacturados, el rubro alimentos y bebidas aumentó 0,5%; tabaco 4,4%; textiles 0,8%; caucho y plástico 1,1%; metálicos básicos 3,8%; máquinas y equipos 1,5%; y vehículos automotores 2%.

También aumentaron 3% los productos importados, a pesar de la caída de las compras al exterior.

Por otro lado, en cuanto a la suba de 0,8% en el Costo de la Construcción estuvo impulsada por un alza de 2,2% en los materiales y de 0,5% en gastos generales, aunque el valor de la mano de obra retrocedió 0,1% en el marco de la paralización de las actividades.

Mediciones privadas

En tanto, la consultora Analytica prevé una aceleración de los precios de hasta 2,2% para mayo, aunque destacó que el  el dato debe ser “tomado con pinzas” por las cuestiones metodológicas derivadas del aislamiento.

“La inflación de abril refleja una desaceleración fuerte, aunque es un poco anómalo el dato porque el consumo cambia en este contexto de aislamiento. Para mayo evaluamos una tendencia similar, aunque con un dato algo más elevado por la mayor movilidad. Esta cuestión metodológica de la medición se va a corregir en junio, seguramente”, anticipó Santiago Gambaro, economista jefe de la entidad, en declaraciones a la prensa.

Por su parte, la consultora Orlando J. Ferreres & Asociados estimó para este mes una inflación de alrededor de 1,4% mensual.

“En la medida en que la cuarentena se vaya liberando y muchas actividades vuelvan a su rutina, la inflación va a ir acelerándose para ubicarse en registro por encima de 2% mensual. La baja en el registro inflacionario de abril no fue otra cosa que el resultado de la cuarentena estricta junto con el agravamiento de la recesión que esta misma provoca”, señaló la consultora.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *