Home  >   Economía   >   Envíos a Córdoba crecieron 40,8% en abril, aún muy lejos de la inflación

Envíos a Córdoba crecieron 40,8% en abril, aún muy lejos de la inflación

Alcanzaron $9.005,8 millones y revirtieron la pésima performance de marzo. No obstante, la suba se ubicó más de 10 puntos por debajo de los precios. En 2019, el alza llega a 36,5%. Aumentó el
padrón de riesgo fiscal municipal

Los envíos nacionales a Córdoba alcanzaron en abril pasado a 9.005,8 millones de pesos, 40,87 por ciento por encima de los registrados en el mismo mes del año anterior.
El aumento, si bien muy superior al 28,8 por ciento reportado en marzo respecto a 2018, sigue muy por debajo de la suba de precios.
Aún sin datos de la inflación de abril, se descuenta que acumulará en los últimos 12 meses una suba por encima de 53 por ciento.
En ese marco, el incremento porcentual de los giros nacionales se ubicaría entre 10 y 13 puntos porcentuales por debajo de los precios.
Igual panorama se observa a la hora de cotejar los giros nacionales a Córdoba en el acumulado del primer cuatrimestre respecto del mismo período de 2018.
De acuerdo con datos oficiales informados por el Ministerio de Hacienda y Finanzas y cotejados por Comercio y Justicia, en los primeros cuatro meses del año se ubicaron en 35.966,1 millones de pesos, 36,54 por ciento más que en el año inmediato anterior y, por cierto, muy por debajo de la inflación del período.

Los envíos nacionales a Córdoba habrían crecido levemente por debajo del aumento de la recaudación nacional que, según analistas económicos, se había incrementado 43,6 por ciento en abril respecto a 2018. La performance estaría asentada principalmente en los impuestos a las exportaciones que no son tributos coparticipables.
AFIP informará los datos de recaudación esta semana.
En tanto, si bien el Gobierno provincial aún no difundió las cifras de la recaudación propia, trascendió que mantendrá la dinámica de meses anteriores, esto es una caída en términos reales que en principio estaría en línea con la registrada para los giros nacionales.
Por lo demás, la baja en los ingresos tributarios complican sobremanera las cuentas de la Provincia de Córdoba. Con todo, resulta llamativo el retraso del Gobierno en publicar la evolución de la ejecución presupuestaria de este año a cinco meses de iniciado el ejercicio.
Sin esos datos sobre la ejecución mensual de gastos e ingresos (sólo se difunde la recaudación), es imposible saber con precisión cómo evoluciona el ahorro corriente en los primeros meses del año y también el resto de las cuentas públicas.
Sin embargo, es un hecho que el panorama se irá complicando con el correr de los meses. En este espacio ya se mencionaron en diversas ocasiones las dificultades que surgirán a futuro si los ingresos siguen creciendo por debajo de la inflación y los costos ajustan por precios o por dólar.

Por lo pronto, la partida de personal que afecta poco menos de la mitad de los ingresos corrientes, se incrementa por cláusula gatillo. Esa indexación se extenderá hasta agosto inclusive para luego cotejar los números de la inflación y de la recaudación y analizar cómo sigue la negociación.
También se verificará una suba importante del gasto social, entre ellos el destinado a cubrir los boletos subsidiados en el transporte de pasajeros.
En tanto, en el caso de la obra pública, los fuertes desembolsos aplicados para cubrir el ambicioso plan lanzado hace ya más de dos años se mantendrá sin cambios al menos durante este mes, en línea con las elecciones del próximo día 12.
Superada esa fecha clave, la lógica indicaría que la ejecución de esos fondos debería comenzar a desacelerar de manera clara y sólo se continuarían ejecutando obras con recursos provenientes de la toma de crédito externo.
El ahorro corriente que hasta ahora se utilizaba en buena medida para cubrir el plan de obra pública -restringido el giro de recursos nacionales para ese fin pese a los compromisos asumidos-, se preservaría para afrontar gastos corrientes ineludibles, entre ellos los ya mencionados en personal y en erogaciones con destino social.

Riesgo fiscal municipal
En otro orden, la Municipalidad de Córdoba reportó en las últimas horas un crecimiento en el padrón de contribuyentes de Riesgo Fiscal. Concretamente, según los datos oficiales informados por la comuna, el listado subió a 720 contribuyentes, 112 por encima de los registrados en la anterior medición mensual.
Se trata de “contribuyentes y/o responsables de la Contribución que incide sobre la actividad Comercial, Industrial y de Servicios” y, dentro de ese universo,de los categorizados como “Medianos Contribuyentes”, “Grandes Contribuyentes” y “Contribuyentes de Interés Fiscal” que tengan algún tipo de incumplimiento con el fisco.
Quienes figuren en el padrón deberán pagar alícuota agravada, según la norma que c reó el régimen hace casi un año atrás.

El aumento en padrón de Riesgo Fiscal del municipio está en línea con el incremento registrado en el mismo listado que elabora la Dirección de Rentas de la Provincia de Córdoba. De acuerdo con los datos informados para mayo, la lista de morosos de Ingresos Brutos alcanza a 63.704, más de mil por encima de los registrados en el mes inmediato anterior.
El aumento sería una consecuencia lógica de la extensión de la crisis económica y su impacto en los contribuyentes de Comercio e Industria y Ingresos Brutos de municipio y Provincia, respectivamente.
En tanto, según pudo conocer este medio, también se verifica una merma en el pago de los tributos denominados patrimoniales como el Inmobiliario y el Automotor.