Home  >   Economía   >   El futuro titular del Indec cree que el dólar a $61 está “retrasado” y estimó inflación de 40% para 2020

El futuro titular del Indec cree que el dólar a $61 está “retrasado” y estimó inflación de 40% para 2020

Marco Lavagna, diputado del Frente Renovador, fundamentó que el efecto arrastre de este año no es inferior a 25 ó 30 puntos porcentuales. En función de ello, dijo que un tipo de cambio de $60 y una suba de precios de 4% por mes “quedarían atrasados”

El diputado nacional del Frente Renovador y futuro director del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), Marco Lavagna, sostuvo ayer que “el dólar a 61 pesos ya está retrasado” y estimó que “la inflación para 2020 será de 40 por ciento”.
Roberto Lavagna, hijo del ex ministro de Economía y candidato a presidente de Consenso Federal realizó ayer declaraciones radiales, luego de que el presidente electo Alberto Fernández confirmara que lo va a designar al frente del organismo de estadística.
Así, luego de aceptar el ofrecimiento de Fernández, el economista consideró que el año que viene “un tipo de cambio de 60 pesos y una inflación de 4% por mes quedarían atrasados”.
Con una explicación más técnica, fundamentó que “el efecto arrastre no es menos de 25 ó 30 puntos, con lo cual es posible que se dé una inflación de entre 35 y 40%. Depende del tipo de cambio y de cómo salga la reestructuración de la deuda, pero cerca de 40% puede llegar a estar. Esperemos que sea menos”.

Sobre el valor del dólar oficial respecto al “contado con liqui” afirmó: “Si uno lo toma hoy, $73 puede ser un valor que puede servir; el problema es la inflación. Si uno deja un tipo de cambio en 60 pesos y una inflación de 4% por mes, a los tres meses el tipo de cambio queda retrasado”.
“Tarde o temprano va a saltar de vuelta. La clave es cómo uno hace para que se muevan juntos: bajar la inflación y mantener el tipo de cambio. De otra manera, lo que va a terminar pasando es que los precios se van a ajustar al tipo de cambio más alto: el paralelo o el contado con liquidación”, remarcó.
En esa línea, Lavagna insistió: “61 pesos (el dólar) empieza a quedarse atrasado. Después del tipo de cambio a 61 hubo tres meses con una inflación de más de cuatro puntos o un poquito menos. Y eso va generando nuevas presiones”.
Los conceptos vertidos por el economistas se conocieron el mismo día en que el Indec informó una nueva caída interanual en el consumo masivo.

Según el organismo, las ventas en supermercados cayeron en septiembre 8,8% interanual; 3,2% en autoservicios mayoristas y 3,9% interanual en los shoppings, aunque la venta de electrodomésticos subió 52,3% a precios corrientes, pero por debajo de la inflación que acumuló 53,5% respecto a septiembre de 2018.
La facturación del noveno mes del año en los supermercados sumó un total de 22.173 millones de pesos, informó el Indec.
En la composición del consumo, las ventas de almacén representaron 28,4%, seguida por artículos de limpieza y perfumería (15,3%), lácteos (12,5%), carnes, (11%), bebidas (11%), electrónicos y artículos para el hogar (4,7%), panadería (3,8%), verdulería y frutería (3,4%), indumentaria, calzado y textiles para el hogar (2,1%), alimentos preparados y rotisería (uno por ciento) y otros (6,9%).
En el caso de los autoservicios mayoristas, “las ventas a precios constantes sumaron un total de 3.613,1 millones de pesos, lo que representa una caída de 7,3% respecto del mes anterior y una disminución de 3,2% respecto a septiembre de 2018”, detalló en Indec.
En tanto que en los shoppings, “las ventas totales a precios constantes alcanzaron un total de $5.746,0 millones, lo que representa una disminución de 13,2% respecto al mes anterior y una caída de 3,8% interanual”, según el informe.
Los consumos dentro de los shoppings se distribuyeron en 40,9% en indumentaria y consumo; 14,6%, en patio de comidas, alimentos y kioscos; 11,9%, en ropa y accesorios deportivos y además también se registró una asistencia de 5.341 espectadores por sala en una oferta total de 379 salas cinematográficas.

Más electrodomésticos
Por el contrario, las ventas totales de electrodomésticos y artículos para el hogar registraron en septiembre un alza de 52,3% en comparación con el mismo mes del año anterior mientras que el tercer trimestre la variación fue de 39,8% respecto del mismo período del 2018.
“Las ventas a precios corrientes del tercer trimestre totalizaron 30.173,5 millones de pesos, lo que representa un aumento de 15% respecto al trimestre anterior y una variación porcentual positiva de 39,8% respecto del tercer trimestre de 2018”, reseñó el Indec.
El resultado positivo del tercer trimestre contrasta con la baja del segundo trimestre que cerró con una caída de 13,8% interanual y del primero, con una merma de 0,2%, también en la comparación con el mismo período del año anterior.

Las primeras marcas de alimentos perdieron 9% del mercado

Las primeras marcas de productos alimenticios perdieron 9% del mercado en 2019, mientras que las propias, segundas y terceras crecieron 40%, según un informe del IAE Business School, la escuela de negocios de la Universidad Austral.
De acuerdo con el informe, “el ciclo de contracción económica redujo la frecuencia de compra, reconfiguró las preferencias de canales y las marcas, y produjo fuertes caídas en categorías como lácteos (-11%) o refrigerados (-13%)”.
“El consumo en los últimos años muestra los avatares de la administración saliente y la inflación aparece como su principal enemigo”, indicó el informe.
“En los últimos cuatro años, el salario siempre perdió frente a la inflación, y esto se refleja en el traslado hacia marcas B, C o Marcas Propias”, agregó el director, Guillermo D’Andrea.
Según la consultora Scentia, citada en el informe, “pañales y pizzas congeladas migran hacia marcas B, categorías como dulce de leche, crema y leche chocolatadas migran hacia B y C, en tanto que quesos, margarinas, congelados de carne, sardinas y puré instantáneo son más proclives a moverse hacia marcas propias”.