Home  >   Economía   >   El comercio transita el año electoral con pocas expectativas a corto plazo

El comercio transita el año electoral con pocas expectativas a corto plazo

SIN CAMBIOS. La actividad continuará desempeñándose a la baja.

Las entidades que agrupan el rubro en Córdoba aseguran que “no son muy alentadoras” las perspectivas para el resto de 2019. Declaraciones de los principales referentes

Por Luz Saint Phat – lsaintphat@comercioyjusticia.info

En un año con pocas expectativas de reactivación, la actividad comercial de Córdoba tiene enfocada buena parte de su análisis en lo que sucederá en octubre próximo en el país. En este marco, persisten los reclamos por las políticas que permitan estabilizar la economía y que disminuyan la presión tributaria, como cuestiones principales.
En diálogo con este medio, los titulares de la Federación Comercial de Córdoba (Fedecom), la Cámara de Comercio de Córdoba y la Cámara de Electrodomésticos de Córdoba manifestaron sus principales observaciones a corto y mediano plazo.

“A nivel provincial esperamos un estado que logre la eficiencia necesaria y la reducción del gasto para que se comiencen a bajar gradualmente las alícuotas de Ingresos Brutos, como también se agilicen la devoluciones de los saldos a favor que muchos comerciantes tienen por la percepción de dicho tributo”, dijo Marcelo Stehli, presidente de Fedecom, y agregó además que proponen que se “articulen a través del Banco de la Provincia de Córdoba líneas de crédito para fomentar el comercio, favoreciendo la compra de locales o refacciones de los mismos”, entre otros puntos. Mientras, en el ámbito nacional, el desafío es “apoyar una profunda reforma laboral que produzca la rebaja de los costos laborales no salariales”.
“La principal demanda que tenemos como sector comercial -y que coincide con el gran desafío que tiene el Gobierno nacional por delante- es estabilizar la macroeconomía para poder incorporar la país en un sendero de crecimiento”, dijo por su parte Darío Brasca, de la Cámara de Comercio de Córdoba, y acordó con Stheli que “otra cuestión no menor es poder llevar adelante los cambios estructurales que se requieren para disminuir la presión fiscal que estamos soportando en la actualidad y que esto genere un incremento en las inversiones, que sin duda va a redundar en una mejor en el nivel de actividad y en el consumo”.

“Hoy estamos viviendo el día a día con el tema del dólar y el tema de la inflación, así que por lo pronto yo diría que la previsibilidad es lo que buscamos todos. Tener certezas de qué rumbo es el que fija el Gobierno y saber que podemos mantenernos en pie y con perspectivas de crecimiento”, indicó Luis Méndez, del sector de electrodomésticos. “En un año electoral, que además tenemos la Copa América, deberíamos ser optimistas pero hoy es todo lo contrario”, aseveró.
Para Stehli, este año “las perspectivas se limitan a recibir algún derrame de parte del campo”; mientras que, para Brasca, “si no se generan las condiciones necesarias para poder estabilizar (la economía) y generar un incremento en el consumo, va a ser muy duro para los comerciantes atravesar 2019”, aunque destacó “este consenso que está buscando el Gobierno nacional”.
En tanto, Méndez indicó que “quedó demostrado que los ajustes son muy bruscos y golpean tanto a los más grandes como a los más chicos”.

FACILIDADES
Piden hasta 300 cuotas para cancelar obligaciones impositivas

Autoridades de la Cámara Argentina de Comercio (CAC) solicitaron el viernes pasado a la AFIP que las pymes puedan utilizar hasta 300 cuotas en los planes de facilidades de pago de obligaciones impositivas, entre otros pedidos.
El titular de la AFIP, Leandro Cuccioli, recibió en el último día hábil de la semana pasada al titular de la CAC, Jorge Luis DI Fiori, quien junto a una delegación de dirigentes de la entidad planteó la preocupación por la suba de la tasa de estadísticas de las importaciones que pasó de 0,5 a 2,5%; la extensión a 300 cuotas del pago de facilidades y el revalúo impositivo, entre otros temas.
El plan de facilidades de pago para empresas pyme y no pyme plasmado en la resolución 4477 de la AFIP, prevé una extensión de 60 cuotas. “Si bien constituye un gran avance todavía está lejos de las condiciones que permitirían un principio de solución al endeudamiento fiscal de las empresas”, indicó Di Fiori, según un comunicado de la entidad.
Otro tema elevado por la CAC a las autoridades de AFIP fue la resolución que elevó a $6 millones el monto de las facturas emitidas por empresas mipyme para que “revistan el carácter de facturas electrónicas de crédito”, lo que, según la entidad, “podría ser vista como una virtual suspensión del régimen de factura de crédito”. Cuccioli explicó a los funcionarios que se trata de una medida transitoria, hasta tanto las empresas puedan adecuar sus sistemas y procedimientos, indicaron desde la CAC.