Home  >   Economía   >   Capitanich y De la Sota acordaron la refinanciación de la deuda

Capitanich y De la Sota acordaron la refinanciación de la deuda

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, anunció hoy que acordó con el gobernador de Córdoba, José Manuel de la Sota, la “refinanciación de la deuda pública provincial para 2014”, cuyo monto asciende a “966 millones de pesos computando capital e intereses”.

Según se informó, durante el encuentro de casi una hora que ambos mantuvieron en la Casa de Gobierno, se elaboró “una agenda bilateral con múltiples temas”, en la se incluyen la autorización para un endeudamiento para la obra del acueducto Los Molinos, el financiamiento de la central eléctrica Pilar, y la compensación de créditos y deudas por provisión de energía eléctrica.

“Hemos establecido un mecanismo dentro de la normativa que tiene el Estado Nacional para la refinanciación del capital e intereses de los servicios de deuda pública de Córdoba para el año 2014”, dijo Capitanich en una conferencia de prensa que ofreció junto con De la Sota luego de la reunión. En esa agenda bilateral se incluyó “una solicitud del gobernador de autorizar el endeudamiento con la Corporación Andina de Fomento para financiar el acueducto de Los Molinos, una obra importante que tiene un presupuesto de 446 millones de pesos, y que es necesario avanzar en el cumplimiento de los requisitos formales
y sustanciales para concretar su ejecución”, aseguró Capitanich.

También se analizó el financiamiento para solucionar el tema de Cammesa, de provisión de energía eléctrica, donde “ahí tenemos un esquema de deudas y créditos cruzados que estamos trabajando para su solución”, expresó el Jefe de Gabinete. Otro de los temas fue la evaluación del financiamiento que se otorgó a la provincia de Córdoba, a través de la operatoria de la Anses, de la central eléctrica Pilar.

En una conferencia brindada tras el encuentro, De la Sota consideró que “es el momento para hacer un gran esfuerzo de unión para sentar bases comunes”, y agradeció la ayuda de Gendarmería.

En referencia a las violentas jornadas del 3 y 4 de diciembre pasados destacó que que la gobernabilidad nunca estuvo en riesgo, aunque advirtió: “Impensable para cualquier gobernante que esta reclamación salarial (de las policías) derivaba en esta situación que se vive en las provincias”.