Home  >   Economía   >   Alertan sobre problemas estructurales y la aplicación de recetas “que no funcionaron”

Alertan sobre problemas estructurales y la aplicación de recetas “que no funcionaron”

simonella

Economistas del Consejo Profesional de Ciencias Económicas elaboraron un informe sobre algunos desafíos de la coyuntura nacional, tales como el crecimiento del déficit financiero, la inflación, la expansión de la liquidez y el acceso al dólar vía endeudamiento

Los economistas del Consejo Profesional de Ciencias Económicas (CPCE) de Córdoba presentaron ayer un nuevo análisis sobre algunos desafíos de la coyuntura económica nacional y advirtieron de que se están atacando problemas estructurales con recetas “que no funcionaron”.
“Argentina tiene déficit, pobreza, falta de inversiones, de depósitos, todos problemas estructurales que demandan una solución que no es fácil”, dijo José Simonella, presidente del CPCE. “El Gobierno peca al decir que se soluciona en dos meses porque así se pierde la confianza”, agregó.
Al respecto, continuó: “Argentina tiene un desafío muy grande que no va a solucionar sólo un gobierno: se debe acordar qué es lo que vamos a hacer en los próximos diez años”.
En tanto, Guillermo Pizarro, otro economista del CPCE agregó: “Las políticas y las recetas que se aplican son siempre las mismas”.
En ese sentido, Simonella indicó que “si el gobierno no baja el déficit y sigue financiándolo con deuda, va a seguir habiendo inflación. La inflación es la fiebre pero la infección es el déficit. Hay espacio para reducir el rojo. Nadie habla de un shock pero tampoco de un gradualismo de tres años. Los funcionarios de este gobierno quedaron entrampados en subsidiar la oferta y no la demanda. Para resolver estos problemas la decisión debe ser del Estado en su conjunto y con consenso social”, dijo.

Para él, Argentina tiene un déficit estructural que no se puede mantener. “Hoy lo financia el mundo porque nos endeudamos, pero eso no es eterno y, según la historia, cada vez que se acabó, hubo una crisis”, indicó.
“Hay ineficiencia por todos lados”, sentenció, y ejemplificó con las tarifas y subsidios al transporte: “En Buenos Aires se subsidia al subte D que trae pasajeros que viven en Palermo. No creo que todos no puedan pagar el valor de la tarifa”.
En continuidad de la misma lógica, la economista Mary Acosta evaluó que con respecto a las cuentas públicas, se logró reducir el déficit del resultado primario pero, en contrapartida, está creciendo el secundario, que contempla el pago de intereses de la deuda. “La ventaja se pierde cuando se atiende a la cuestión financiera”, destacó.
Según el detalle, la variación interanual del pago de intereses de la deuda viene creciendo “fuertemente”: en 2017 aumentó 81,4% respecto del año anterior. En tanto, en los dos primeros meses de 2018, la suba llegó a 201% interanual, aunque Acosta aclaró que seguramente se amortizará “un poco” hacia fin de año.

“Otro aspecto a tener en cuenta es la oferta y demanda de dinero”, siguió la economista. “Por la inflación, cae el interés de la gente por tener pesos, por eso la gente se va al dólar. Si uno mira la serie, cae la demanda de dinero cada vez que sube el tipo de cambio”, dijo.
“El problema es que de a poco los actores económicos van perdiendo credibilidad”, agregó, e hizo referencia al crecimiento de la base monetaria a partir de la compra de dinero al sector público, ya que hubo grandes colocaciones de deuda que no lograron ser esterilizadas por la colocación de Lebac.
Al 21 de marzo, el stock de deuda en Lebac era de casi 113% de la base monetaria. “Hay más Lebac que dinero. El desafío es cómo se desaramán”, dijo. En ese sentido, Simonella acotó que de a poco ya se están desarmando: “Que la Superintendencia de Seguros deba tener acciones y no sólo letras es una señal; incluso la suba del tipo de cambio es una señal de que el negocio no es tan seguro como hace dos años”.
Otro desafío es el acceso a las divisas, señalaron, e indicaron que ahora se soluciona por el ingreso de ellas vía endeudamiento, situación que está “neteada” por la “fuga de divisa”. “Estas incongruencias van a ser detectadas porque no pueden ser eternas y ahí se van a complicar las cosas”, advirtieron.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>