Home  >   RRHH   >   Los empleos que serán más y menos afectados por los robots

Los empleos que serán más y menos afectados por los robots

robots

Mientras el Parlamento Europeo reclamó ayer un marco jurídico que proteja a los ciudadanos del avance tecnológico, un estudio de la Universidad de Oxford brindó detalles de aquellos campos laborales que corren peligro de extinción.

Los robots generan cada vez mayor incertidumbre en múltiples planos; uno de ellos es el empleo. Tanto es así que el Parlamento Europeo (PE) reclamó ayer que la Unión Europea (UE) se dote de un arsenal jurídico que facilite el desarrollo de esa industria, pero que proteja a los ciudadanos ante los desafíos del desarrollo tecnológico.
Días atrás, el científico japonés Hiroshi Ishiguro, creador de androides hiperrealistas capaces de interactuar con las personas, auguró que “en un par de años” viviremos en una sociedad de robots. El directivo del Laboratorio de Telecomunicaciones Avanzadas vaticinó que, aunque estos robots son ya protagonistas de vitrinas, obras de teatro o películas, en los próximos años ofrecerán asistencia en lugares públicos, centros comerciales, estaciones y escuelas, serán incluso como profesores.

Sobre la relación entre tecnología y empleo, la Universidad de Oxford (Inglaterra) reveló los resultados de un relevamiento que da a conocer cuáles son los trabajos que en un futuro serán enteramente computarizados y cuáles son aquellos que no corren peligro.
Sin dudas, el avance en el desarrollo de la robótica y la inteligencia artificial amenaza cada vez más los puestos laborales convencionales. Advierten que los trabajos más afectados son los relacionados al transporte, logística, tareas de precisión y de apoyo. Entre ellos: vendedores a distancia, analistas y gestores de búsqueda de títulos, costureros, técnicos en matemáticas, aseguradores, relojeros, agentes de transporte y carga, operadores de maquinaria de procesamiento y de revelado fotográfico, responsables de nuevas cuentas, técnicos en bibliotecología y los puestos relacionados a la construcción.

El informe distingue como las ocupaciones menos “computarizables” aquellas ligadas directamente a tareas sociales que implican contacto directo con otras personas o la combinación entre interacción y supervisión y/o control. En este tipo de actividades abundan las tareas que requieren inteligencia social.
Entre las principales se encuentran terapeutas recreacionales, supervisores de trabajos mecánicos, instalación y reparación, directores de manejo de emergencias, trabajadores sociales en salud mental y abuso de sustancias, audiólogos, terapistas ocupacionales, expertos en órtesis y prótesis, cirujanos maxilofaciales, supervisores de bomberos y trabajos de prevención. además de los empleados del sector educación, arte y medios de comunicación.

Robots vs empleo

  1. Entre los trabajos más afectados figuran los relacionados al transporte, logística, tareas de precisión y de apoyo.

  2. Los empleos que corren menos riesgos ante el reemplazo con robots son aquellos con contacto directo con otras personas.

  3. El Parlamento Europeo reclama un marco jurídico que facilite el desarrollo de la industria robótica, pero que proteja a los ciudadanos.