Home  >   Negocios   >   Sector mueble pide fijar un cupo en la importación

Sector mueble pide fijar un cupo en la importación

cuadro

La Cámara de la Madera, Mueble y Equipamiento de Córdoba es parte de la Mesa Sectorial del Mueble, junto el Ministerio de Industria de la Nación. Afirman que trabajan para cuidar y activar
la industria local

El sector maderero del país reclama control de las importaciones de muebles, un ítem que desde el año 2016 se viene incrementando de manera preocupante.
La situación, que atenta contra la reactivación de la demanda del mercado interno, es uno de los primeros puntos que ha decidido tratar la Mesa Sectorial del Mueble, realizada semanas atrás en el Palacio de Hacienda junto a autoridades de la Federación Argentina de la Industria Maderera y Afines (Faima), y liderada por el secretario de Industria de la Nación, Martín Etchegoyen, y el de Transformación Productiva, Lucio Castro.
“Participamos activamente de la Mesa Sectorial del Mueble, en la que tenemos altas expectativas por las experiencias exitosas y anteriores de otros sectores que avanzaron con iniciativas similares”, dijo a Comercio y Justicia Enzo Moriconi, presidente de la Cámara de la Madera, Mueble y Equipamiento de Córdoba de la Provincia de Córdoba.
De acuerdo con un informe de Faima, durante el primer semestre del año, la importación en dólares de asientos subió 12,4% y, en volumen, lo hizo en el orden de 30,4%. Del mismo modo, la importación de muebles, en dólares, subió 26,7%, mientras que, en volumen, lo hizo en el orden de 27,9%. En tanto, la compra en el exterior de madera bajó tanto en dólares como en volumen, entre 13,6% y 11%, respectivamente.

Sin embargo, lo más preocupante es la concentración de las importaciones en pocas empresas. Más de 45 empresas realizan 60% de las compras de muebles y asientos.
“Los grandes retailers que se han stockeado de productos en la fase recesiva, maximizando su posición ventajosa de capital de trabajo, hoy posicionan esos productos ante la recuperación de la demanda”, asegura el informe de Faima, puesto a consideración por Moriconi.
Concretamente, lo que el sector solicita a la Mesa del Mueble es sistematizar el control.
Nuevo cupo
“Lo que tenemos que negociar es un cupo nuevo de importación, eso es clave. Como éste es en dólares, con la devaluación y los problemas de Brasil y otros mercados como China, que en dólares tienen más ventajas porque producen a menores costos, corremos el riesgo de que entre más mercadería barata afectando de una manera muy importante a la industria local”, explicó el presidente de la cámara.
El objetivo de la mesa sectorial es reactivar la demanda, según subrayó Moriconi, con lo cual, también esperan otras decisiones como las implementadas en el sector textil. “Por ejemplo, la posibilidad de comprar en tres y seis cuotas sin interés, es otro de los planteos”, apuntó.

El planteo
En la reunión, las autoridades de Faima relevaron a su vez, cómo es la actual situación de la cadena de valor foresto industrial, las posibles estrategias para mejorar la competitividad y las actividades centrales para el futuro del sector. Plantearon varias temáticas, entre ellas, construcción con madera, incorporación de diseño e intangibles, y generación de energía con residuos de madera.
Las propuestas está siendo consideradas por la mesa y se enfocan en estimular la demanda, promover la calidad, mitigar el impacto del crecimiento de las importaciones, mejorar el acceso al financiamiento y trabajar sobre aspectos laborales, tributarios y regulatorios .
Los representantes del sector indicaron la necesidad de generar un espacio de diálogo con los grandes retailers de muebles, quienes son los principales importadores en este mercado. Ambas partes coincidieron en la necesidad de profundizar sobre aspectos de financiamiento para la inversión productiva y en sumar al sindicato a próximas reuniones.

Medidas a corto plazo
Sugerencias para reactivar la demanda

Otras de la medidas que plantea Faima a corto plazo para reactivar la competitividad del sector son otorgar líneas de crédito específicas para la compra de muebles destinadas al consumidor final y entre segmentos de la propia cadena; fortalecer y profundizar medidas existentes como los planes Ahora 18, 24 ó 36; así como incluir equipamiento mobiliario en los planes de viviendas que promueva el Estado.
Por otra parte, plantean la alternativa UVA para compra de mobiliario en viviendas con crédito hipotecario acordado bajo esta opción.
Específicamente, en cuanto a las importaciones, piden también espacio de negociación con grandes superficies y normalización de publicación estadísticas aduaneras, así como declaración jurada de composición de productos y reglamentos técnicos.