Home  >   Justicia   >   “El Consejo está trabajando a muy buen ritmo”

“El Consejo está trabajando a muy buen ritmo”

VICEPRESIDENTE. Miguel Piedecasas asegura que deben sumarse más abogados al organismo.

VICEPRESIDENTE. Miguel Piedecasas asegura que deben sumarse más abogados al organismo.

Miguel Piedecasas negó que las vacantes en el Poder Judicial sean responsabilidad de ese organismo, se pronunció a favor de ampliar el número de integrantes en éste y prometió que en octubre estará disponible el portal de datos abiertos a través del cual se podrá analizar el desempeño de los tribunales en las causas de corrupción

Por Silvina Bazterrechea – sbazterrechea@comercioyjusticia.info

Miguel Piedecasas lleva casi dos años y medio en el Consejo de la Magistratura de la Nación. Asumió con la promesa de mejorar el desempeño del organismo en lo que se refiere a la realización de concursos para cubrir las vacantes que tiene el Poder Judicial. La meta está aún lejos de cumplirse pero “se está trabajando a muy buen ritmo”, destacó el abogado en diálogo con Comercio y Justicia.

– El Consejo de la Magistratura aprobó hace algunos meses la realización de una auditoría para analizar el trabajo que han realizado los tribunales federales en materia de corrupción. ¿Cómo viene ese trabajo?
- Viene muy bien. El Consejo ya recibió un informe de la carpeta de auditores -que fue aprobado-, cuyos avances ya se pueden conocer. Se han ido cargando los datos en una plataforma que ha permitido estandarizar la información a nivel país. Lo que viene ahora es terminar con la carga en la plataforma -que se va a ir mejorando- y hacia octubre se espera que la carga esté terminada y y la información se conozca a través de un portal de datos abiertos que ya va a estar a disposición de la ciudadanía. En octubre, cuando esté la carga culminada, comenzarán las vistas a los tribunales auditados para que antes de hacer públicos los datos puedan hacer la presentación correspondiente.

- Hay quienes sostienen que las vacantes en el Poder Judicial están demoradas en el Consejo de la Magistratura. ¿Qué respuesta tiene a eso?
- Que eso no es así. El Consejo está trabajando a un muy buen ritmo, en esta gestión que llevan dos años y unos meses llevamos unas 90 ternas elevadas. Sobre 260 vacantes, hay unas 60 en el Senado de la Nación o en el Ejecutivo, nosotros tenemos unas 202 en trámite. Lo que estamos haciendo es recuperar el tiempo perdido que fue la acumulación de ternas del Consejo anterior, que en cuatro años elevó sólo 45 ternas; nosotros en la mitad de este tiempo llevamos 90.

- Osea que está conforme con el trabajo que vienen realizando…
- No, no es que esté conforme, sabemos por supuesto que la sociedad requiere de un esfuerzo aún mayor. Pero estamos trabajando a buen ritmo.

- ¿Qué decisión han adoptado respecto de los jueces que están en condiciones de jubilarse?

- El tema está en la comisión de reglamentación. El fallo de la Corte Suprema es claro, la cláusula de los 75 años es válida y, por lo tanto, el Consejo lo que tiene que hacer es dictar una resolución respecto de las vacantes. El Consejo tiene que seleccionar a los jueces de los juzgados vacantes y dictar una resolución sobre las pautas que se van a implementar en los juzgados que queden sin juez.

- ¿Son muchos los jueces que aún no han presentado su renuncia pese a tener ya los 75 años?
- No, de los 25 casos sólo dos han quedado sin presentar su dimisión.

- Está en manos de la Corte Suprema la reforma en la integración del Consejo de la Magistratura. ¿Estaría de acuerdo con que se vuelva a la anterior composición?
- Esta integración no es la correcta, nosotros hemos venido sosteniendo hace mucho tiempo que deben incorporarse más abogados, más académicos y probablemente más jueces, eso permitiría el equilibrio previsto en la Constitución. Además, los abogados deberían ser reincorporados a la comisión de selección, de la cual se nos ha excluido inconstitucionalmente.

-Y respecto del fallo que excluyó a Ruperto Godoy del Consejo de la Magistratura, ¿qué opinión le merece que quienes no sean abogados no puedan participar en este cuerpo?
-Estamos a la espera de la decisión judicial sobre el tema. No quiero hacer una valoración sobre ese tema por mi función institucional. De cualquier manera, Godoy sigue en el Consejo hasta que la sentencia quede firme.

- El presupuesto asignado al Consejo siempre es materia de discusión. ¿Cómo viene el año?
- Nosotros siempre tuvimos un presupuesto muy acotado, nuestro requerimiento para este año era de 27 mil millones de pesos pero se aplicó un techo de 20 mil millones. Estos números no se corresponden con las necesidades del Poder Judicial, los recursos presupuestarios asignados no son suficientes.

- Antes de terminar su gestión, ¿cuáles son los objetivos prioritarios que aspira a cumplir?
Todavía falta para terminar la gestión pero sin dudas queremos terminar de cubrir las vacantes que hay en el Poder Judicial, queremos avanzar en la transparencia y para esto es importante terminar con las auditorías, esperamos seguir a paso sostenido con la capacitación y concluir con la mayoría de las causas que están en la comisión de acusación. También nos gustaría que la Justicia federal del interior del país -muchas veces postergada- tenga los recursos humanos, edilicios y tecnológicos necesarios para brindar un mejor servicio de justicia.

Funciones

Miguel Piedecasas llegó al Consejo de la Magistratura a partir de una alianza del radicalismo con el massismo. En ese momento, fue electo como consejero en representación de los letrados del interior del país.

Fue elegido presidente del Consejo de la Magistratura durante un año desde diciembre de 2015 a diciembre de 2016.

Hoy es vicepresidente del organismo y miembro de la comisión de Disciplina y Acusación del Consejo.